Bolivia declara emergencia nacional por lluvias en región amazónica

La Paz, 22 ene (dpa) – El gobierno de Bolivia declaró hoy emergencia nacional por las lluvias que aislaron varias poblaciones de la región amazónica colindante con Perú y Brasil por el desborde del río brasileño Acre, y crecida de las aguas de otros ríos de la cuenca amazónica, informó el ministro de Defensa, Rubén Saavedra.

“Hace cuarenta años que no se registraba una lluvia de enorme impacto. Al menos cuatro barrios de Cobija (capital del departamento amazónico de Pando) están inundados, ni que decir del pueblo de Bolpebra que está totalmente cubierto por agua”, agregó el viceministro de Defensa Civil, Oscar Cabrera, encargado del suministro de vituallas, alimentos y medicamentos a los damnificados.

Explicó que existe un lote de 1.700 toneladas de alimentos para ser distribuidos en unas 9.000 familias damnificadas en los nueve departamentos de Bolivia, país que tiene diferentes pisos ecológicos, desde los 252 metros de altitud de Cobija en el norte hasta los 4.100 metros de El Alto, ciudad vecina de La Paz.

Cabrera precisó que este marzo se entregó 400 toneladas de alimentos a pobladores del departamento de Cochabamba, Oruro, La Paz y Pando.

Pero la preocupación del Gobierno está en el desborde del río Acre en el norte de Bolivia que afectó a Cobija, y el poblado de Bolpebra, límite con Perú y Brasil.

“Las aguas del río Acre han crecido unos diez metros y eso causa alarma en la población de Pando”, informó el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, quien viajó el domingo a la capital amazónica para realizar una inspección de los barrios afectados por inundaciones.

El vicepresidente boliviano Álvaro García Linera y el ministro de Defensa, Rubén Saavedra, también viajaron el martes a Cobija. “Llovió bastante y la gente teme que siga aumentando el caudal del río Acre”, comentó García.

El rio Acre separa a la ciudad boliviana de Cobija con su vecina Brasilea, de Brasil. Además se reportó que el nivel del agua está por superar al puente que une a ambas poblaciones amazónicas.

El ministro Saavedra indicó que con la declaratoria de emergencia nacional se podrá utilizar recursos económicos para dar socorro inmediato a los damnificados.

Sin embargo, Defensa Civil teme que la crecida de los ríos bolivianos afecte a otras poblaciones del norte de La Paz, y del departamento de Beni.

El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología reportó que las lluvias caerán hasta marzo en varias regiones de Bolivia.