Peligran los temas de Derechos Humanos con actual Directorio Legislativo

San José, 2 may (Elpais.cr) - Diputados, analistas y la propia Defensora de los Habitantes, temen que la agenda de Derechos Humanos del Congreso se debilite o, incluso, se anule con la actual composición del Directorio Legislativo.

La diputada Carmen Muñoz, del Partido Acción Ciudadana (PAC) fue enfática al considerar que “la conformación del Directorio Legislativo amenaza los temas de derechos humanos de la Asamblea Legislativa porque hay que ver la composición de ese directorio, ya que tres miembros de Accesibilidad ‘con’ Exclusión y dos religiosos que están casados con no solo no discutirlo sino no dejarlos avanzar”.

Además, dijo que “quisiera creer que cuando la Presidenta de la República dice que la agenda de Derechos Humanos no se negoció con los partidos en el Directorio, sea verdad” y dijo conocer los prejuicios y posiciones políticas parecidas de varios integrantes del nuevo Directorio.

Para Muñoz se equivoca Oscar López cuando habla de que el suyo es un partido humanista “pero que al mismo tiempo dice que luchará contra los homosexuales. La homosexualidad no es un derecho humano, tampoco lo es la heterosexualidad, lo que es un derecho humano es el libre ejercicio de la sexualidad”.

El Directorio Legislativo nombra la integración de las Comisiones Legislativas por lo que la diputada piensa que la Comisión de Derechos Humanos “podría ser constituida por los picapiedra de la Asamblea Legislativa”.

“En lo personal insistiré en integrar la Comisión de Derechos Humanos, aunque tengo una interrogante acerca de cómo se va constituir la comisión”, dijo Muñoz.

Además, la diputada rojiamarilla recordó que “ya anteriormente se detuvo estos temas con la acción de Justo Orozco sin siquiera ser de la comisión. Esta vez se perfila mucho más serio y mucho más riesgoso para la democracia misma”.

La diputada dijo que debe demandarse al Ejecutivo y a la fracción oficialista una actitud y una coherencia con temas que el país ha dicho defender y con los cuales incluso hay legislación internacional que es parte de nuestras leyes y que obliga al Estado costarricense a avanzar y no a retroceder”.

Por su parte, la socióloga Montserrat Sagot, de la Universidad de Costa Rica, también reaccionó ante la nueva conformación del Directorio Legislativo y dijo que “es muy lamentable porque es como si la Edad Media se hubiera apoderado de la Asamblea Legislativa. Los diputados que llegaron allí (al Directorio) son diputados que piensan que el Estado debe dirigirse desde una perspectiva religiosa sin considerar derechos, opiniones o intereses de otros grupos”.

La socióloga aclaró, además, que fue la propia Presidenta de la República, Laura Chinchilla, la que alimentó la conducción de la sociedad “con base en principios religiosos y no en base a principios democráticos y republicanos”.

“Lo que pasa es que quizás se puedan analizar en comisiones, pero teniendo el control del Directorio Legislativo, que es quien define la agenda y el orden de los proyectos en Plenario es evidente que esos proyectos no llegarán a los primeros lugares para ser tratados y votados”, concluyó la especialista. 

La Defensoría de los Habitantes ha realizado varios llamados a las y los diputados para que incluyan en la agenda los temas de derechos humanos que ya están en la corriente legislativa.

Ofelia Taitelbaum, Defensora de los Habitantes, expresó a El País su temor porque se ha dicho que podrían ser relegados los temas de derechos humanos como la fertilización invitro, la autonomíaa de los pueblos indígenas, proyectos realcionados con personas de tercera edad y las uniones entre personas del mismo sexo.

“Tengo temor porque se ha dicho de que podrían ser relegados”, dijo Taitelbaum y agregó que los diputados “no deberían dejar a un lado estos temas importantes. Creo que se debe discutir. Los diputados tienen una obligación y la obligación es con todos y todas las costarricenses”, dijo.

“No se puede seguirles quitando los derechos que tenemos todos y todas. Como el derecho a una pensión, a una visita hospitalaria cuando se está enfermo, como el derecho a recibir un testamento cuando su compañero se muere, como el derecho a visitas en las cárceles y hospitales. Son derechos que tenemos todos y todas y se los estamos quitando a personas únicamente porque tienen una diferente inclinación sexual. No es lógico, estamos en el siglo XXI”, enfatizó la Defensora.

Sobre la fertilización in Vitro Taitelbaum dijo que “La Corte Interamericana de Derechos Humanos decidirá pronto y va a obligar al país. Espero que la Corte obligue al país a legislar sobre la materia”.

El Directorio Legislativo quedó conformado con tres diputados del Partido Accesibilidad Sin Exclusión y dos de los llamados “cristianos”: uno de Renovación Costarricense y otro de Restauración Nacional.

Estas agrupaciones políticas han manifestado su rechazo a varios de los proyectos de ley relacionados con derechos humanos.