Capitán Watson llega a un acuerdo con el Gobierno de Costa Rica

San José (elpais.cr) – El Capitán Paul Watson, de la organización SeaShepherd, viajará voluntariamente a Costa Rica para enfrentar cargos judiciales, y para patrullar los mares, junto con guardacostas nacionales, para impedir la pesca ilegal de tiburones.

A ese acuerdo llegaron abogados de Watson, junto con el Capitán Alex Cornelissen, Director de SeaShepherd de las Islas Galápagos, miembros del Programa de Restauración de Tortugas Marinas (PRETOMA), y el ministro del Ambiente, Energía y Telecomunicaciones (Minaet), René Castro, tras una reunión, celebrada el lunes 21 de mayo.

Las negociaciones se han realizado, debido a la imagen negativa de Costa Rica, que está generando la detención de Watson en todo el mundo, y principalmente en Europa, donde la Presidente Laura Chinchilla se encuentra de gira oficial.

Cornelissen confirmó a Elpais.cr la información y adelantó que en las próximas horas, el Capitán Watson dará a conocer oficialmente los términos de las negociaciones.

Watson estuvo detenido por una semana en Alemania, a raíz de una orden de captura internacional, girada por autoridades judiciales costarricenses a Interpol, y se encuentra en libertad bajo fianza, tras haber depositado cerca de 250 mil Euros.

Al Capitán, famoso en todo el planeta por sus acciones para impedir que los buques de pesca de Japón y de otras naciones capturen ballenas, se le acusa de haber lanzado su embarcación contra un pesquero costarricense cuando pescaba tiburones en aguas de Guatemala.

Paul Watson ha sido denunciado ante los tribunales de Costa Rica por ciudadanos particulares costarricenses, a raíz de actos supuestamente sucedidos en el año 2002 que, presuntamente, pusieron en riesgo de naufragio a una embarcación y amenazaron la vida e integridad física de varias personas.

 

Como en cualquier otro incidente vehicular terrestre o marítimo, los afectados pueden recurrir a los tribunales costarricenses para presentar sus quejas y demandas, ha informado el Gobierno costarricense.

De acuerdo con fuentes del Minaet, el Gobierno mediará en el conflicto judicial, entre los pescadores demandantes y el Capitán Watson.

Watson, quien se encuentra en Francfort, por órdenes judiciales, espera viajar a Berlín donde espera reunirse con miembros de la delegación de Chinchilla para pedir garantías para su seguridad personal en caso de que fuera realmente extraditado a Costa Rica y procesado en ese país, dijo en un mensaje divulgado en: http://www.seashepherd.org/commentary-and-editorials/2012/05/22/greetings-from-germany-537.

\"No tengo razones para creer que el sistema legal costarricense no me procesaría con justicia, a mí no me preocupa el sistema judicial, sino el hecho que la mafia de la aleta de tiburón en Costa Rica ha puesto precio a mi cabeza y una cárcel costarricense daría una excelente oportunidad a quien quisiera aplicar este letal contrato contra mí\", advirtió en el mensaje divulgado este martes en la noche.

\"Les hemos costado a los cortadores de aletas de tiburón grandes cantidades de dinero en las últimas dos décadas y quieren vengarse. Vamos a necesitar que las autoridades costarricense garanticen en forma absoluta que no pondrán en peligro mi seguridad cuando vuelva a Costa Rica a demostrar mi inocencia ante un tribunal\", sentenció.