lunes 26, septiembre 2022
spot_img

Rushdie recuerda a García Márquez y Fuentes en Hay Festival mexicano

 
Xalapa (México), 5 oct (dpa) – «Puede que no te guste lo que escribo, pero si me matas, el asesino eres tú», afirmó hoy en la ciudad mexicana de Xalapa el escritor británico de origen indio Salman Rushdie, quien fue amenazado en el pasado por sectores islámicos radicales por su libro «Los versos satánicos».

Rushdie es la figura estelar en el Hay Festival literario de Xalapa que abrió sus puertas el jueves pasado y que culminará este domingo.

Durante su intervención en el evento el también autor de «Hijos de la medianoche» (Premios Booker, James Tait Black y Best of Booker) fue reticente a la hora de dar opiniones políticas. «Sólo vine aquí a hablar de literatura», dijo, aunque fue rotundo al expresar su descreimiento en los políticos.

«No creo en ellos», afirmó el autor de 67 años en una breve conferencia de prensa llevada a cabo en un hotel, donde mantuvo una charla con la periodista del diario «The Telegraph» Gaby Wood, con la que habló de su amistad «firme y cercana» con Carlos Fuentes.

«Con Carlos Fuentes conocí un pueblo de nombre Tequila (en el estado mexicano de Jalisco), fuimos a una hacienda y de pronto comencé a pensar por qué no existía en Inglaterra un pueblo llamado Vodka», bromeó el autor del libro de memorias «Joseph Anton», provocando risas en el público, que colmó las localidades del teatro.

Durante su intervención en el Hay Festival de Xalapa, Rushdie recordó también que fue el autor de «La muerte de Artemio Cruz» quien lo contactó con el premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez.

«Durante una visita al DF, Carlos me dijo que Gabriel García Márquez estaba en La Habana e inmediatamente me lo puso al teléfono. Él no hablaba muy bien el inglés, mi español es terrible y ambos chapurreábamos el francés, así que estuvimos hablando durante 45 minutos», contó.

«Conversamos en tres lenguas y nos entendimos», contó.

Rushdie también narró la experiencia que vivió junto al escritor cubano Guillermo Cabrera Infante (1929-2005), con el que compartió una cena en la casa del Premio Nobel peruano Mario Vargas Llosa cuando este vivía en Londres.

«Sólo dije dos palabras: Fidel Castro y él (Cabrera Infante) entonces se largó a hacer una diatriba que más pareció un discurso de dos horas y que no me permitió decir una sola palabra más durante toda la noche», expresó.

El autor dijo que sus escritores fundamentales son Gabriel García Márquez, Günter Grass, Milan Kundera, Ítalo Calvino y Jorge Luis Borges. Del argentino dijo que conoció su estudio gracias a la gentileza de su viuda, María Kodama, quien lo invitó a visitarla en Buenos Aires.

«El estudio de Jorge Luis Borges era como una celda de un monje, el resto del departamento eran todos libros», contó con cierta fascinación.

En otro tramo, habló de sus padres. Su mamá «era una mujer que sabía todo acerca de los vecinos», lo cual dijo «resultó muy instructivo» para su escritura.

«Él (el padre) me introdujo en la lectura de los clásicos y me contagió su amor por las historias. Luego quise contagiar a mis hijos, pero todavía no lo he logrado. Es un trabajo duro hacer leer a las nuevas generaciones», admitió el eterno candidato al Premio Nobel, un galardón que dijo no le quita el sueño.

«Hay muchos premios y casi siempre me gano uno. Claro que si los señores de Suecia piensan en mí, lo recibiré con todo gusto», indicó.

 

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias