miércoles 19, enero 2022
spot_img

Neves recibe primer apoyo formal de partido de la coalición de Marina Silva

Brasilia, 8 oct (EFE).- El candidato opositor a la Presidencia brasileña Aécio Neves recibió hoy la primera manifestación de apoyo de un partido de la derrotada coalición deMarina Silva, ante lo que la mandataria y aspirante a la reelección, Dilma Rousseff, afirmó que «nadie es dueño del voto».
Neves, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), quedó en segundo lugar en las elecciones del pasado domingo, con un 33,55 % de los votos, y disputará la segunda vuelta del próximo 26 de octubre frente a Rousseff, del Partido de los Trabajadores (PT), que ganó con un 41,59 %.

Silva, que fue candidata del Partido Socialista Brasileño (PSB) y otras cinco formaciones, quedó tercera con un 21 % y los 22 millones de votos que obtuvo son ahora el fiel de la balanza entre Rousseff y Neves.

Aunque Silva informó hoy mediante una nota que la posición de esa coalición será anunciada el próximo jueves, el Partido Popular Socialista (PPS) se adelantó y fue el primero en proclamar su apoyo a Neves.

Lo hizo después de una reunión de su dirección nacional, tras la cual su presidente, el diputado Roberto Freire, dejó claro que la decisión es definitiva y no depende de la posición que adopten los otros partidos que apoyaron a Silva.

«El PPS tiene autonomía para definir qué debe hacer», declaró Freire a periodistas.

Neves, quien en sus discursos coquetea con Silva desde que se conocieron los resultados del domingo, afirmó hoy tras un encuentro con sindicalistas que tiene muchas más coincidencias que diferencias con la excandidata.

Citó su preocupación por un desarrollo sustentado de la Amazonía, la propuesta común de implantar la educación de tiempo completo y hasta coincidió con poner fin a la reelección presidencial, que fue una de las banderas que enarboló Silva en su campaña.

«No muero de amores por la reelección», declaró Neves, quien, sin embargo, aclaró que una reforma de esa naturaleza no sería potestad del presidente, sino del Congreso, y que por eso mismo requeriría de un amplio «acuerdo nacional».

Rousseff, por su parte, se reunió hoy en Brasilia con cinco candidatos de los partidos de su coalición que fueron elegidos gobernadores en la primera vuelta de las elecciones regionales del domingo y los instó a «no aflojar» y mantenerse en apoyo a su campaña.

La presidenta reiteró que «todo apoyo» que reciba su candidatura será «bienvenido», pero declaró que «nadie es dueño del voto de los brasileños», con lo que intentó minimizar el impacto que pueda tener en los electores la decisión de los partidos que apoyaron a Silva.

«Es un hombre, un voto. Una mujer, un voto. Eso es un principio democrático», declaró Rousseff tras la reunión con los gobernadores electos.

Silva, quien no es vista en público desde la noche del domingo, emitió una nota en la que reiteró que las elecciones «reflejaron una posición de insatisfacción con las condiciones existentes en Brasil y expresaron un sentimiento de cambio».

La excandidata indicó que los partidos que la apoyaron han iniciado consultas a fin de definir su posición para la segunda vuelta y dio a entender que ese proceso no culminará hasta el próximo jueves, pese a la decisión anunciada hoy por el PPS.

El PSB, que encabezó la coalición de Silva, anunció por su parte que mañana su dirección nacional «decidirá» la postura del partido en una reunión en la que no confirmó si estará la excandidata.

Aunque el PSB no dio pistas sobre su decisión, dirigentes del partido opinaron sobre el asunto, como la excoordinadora de la campaña de Silva, Luiza Erundina, quien abogó por la «neutralidad» y permitir a la militancia que decida su voto.

«Hay grupos que quieren a Aécio y otros que han dicho que quieren apoyar a Dilma. Lo mejor es liberar a las personas para que tomen sus propias decisiones», declaró Erundina, quien alertó de que adoptar una posición podría «dividir al partido».

Según la dirigente del PSB, si la campaña de Silva defendía que era necesario acabar con la polarización entre el PSDB y el PT, «hay que ser mínimamente coherentes» y declarar «neutralidad absoluta» en esta segunda vuelta. EFE

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias