martes 30, noviembre 2021
spot_img

Exportaciones de A.Latina se estancan por tercer año consecutivo, según Cepal

Santiago de Chile, 9 oct (EFE).- El comercio exterior de América Latina y el Caribe completará en 2014 tres años de estancamiento, debido a un escaso crecimiento de las exportaciones y a una leve caída de sus importaciones, advirtió hoy la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) con sede en Santiago.

Según el informe «Panorama de la Inserción Internacional de América Latina y el Caribe 2014», difundido este jueves por la Cepal, el valor de lasexportaciones regionales crecerá en promedio solo un 0,8 % este año, mientras las importaciones de la región bajarán un 0,6 %.

Las exportaciones habían crecido en valor un 23,5 % en 2011; un 1,6 % en 2012 y un 0,2 % en 2013, mientras las importaciones aumentaron un 21,7 % en 2011; un 3,0 % en 2012 y también un 3,0 % el año pasado.

Para la Cepal, el débil desempeño del comercio exterior regional responde a un bajo dinamismo de la demanda externa de algunos de sus principales mercados, especialmente la Unión Europea y a una caída importante del comercio intrarregional.

Ello como consecuencia del deterioro de las perspectivas de la economía mundial, que han sido revisadas varias veces a la baja y que tendría una expansión nula o muy modesta respecto de 2013.

Según los datos disponibles al segundo semestre, señaló la Cepal, la zona euro rondaría peligrosamente una nueva recesión, lo que estaría impactando fuertemente el comerció con Latinoamérica, tanto en bienes, como servicios y muy fuertemente en materias primas no agrícolas.

«La baja en las exportaciones desde Europa a China ha impactado las importaciones de materias primas del país asiático, principalmente de metales y del sector energético, que adquiere mayoritariamente en Suramérica, dijo la secretaria ejecutiva de la Cepal, Alicia Bárcena.

Así, países como Chile y Perú, con alta producción minera, han sufrido la baja de la cotización internacional de metales como cobre, plata y oro, entre otros.

La Cepal subrayó que la participación de los países de América Latina y del Caribe en las tres principales cadenas globales de valor (América del Norte, Europa y Asia) es escasa.

Con excepción de México, la región no constituye un proveedor importante de bienes intermedios no primarios para estas cadenas, ni tiene un peso significativo como importador de bienes intermedios originados en esas regiones del mundo, señala el texto.

Si bien los países de América del Sur y Centroamérica exportan a la propia región el doble de productos que a Estados Unidos y a la Unión Europea, y ocho veces el número exportado a China, persiste un bajo nivel de comercio al interior de América Latina y el Caribe, con un reducido nivel de integración productiva.

En 2013 el promedio de las exportaciones de la región hacia los países de la misma área fue del 19 %, mientras que la Unión Europea exportó el 59 % de sus ventas totales a miembros del mismo grupo y los países de Asia Pacífico el 50 %, añade el informe.

A juicio de la Cepal, la presencia en las cadenas de valor internacionales puede conllevar múltiples beneficios potenciales para el desarrollo de un comercio que favorezca el crecimiento y la productividad, reduzca la heterogeneidad estructural, mejore el bienestar de la mayoría (empleo y salarios) y reduzca la desigualdad.

Para ampliar las oportunidades de un nuevo enfoque al comercio, fundado en una mayor articulación inter e intrarregional de cadenas de valor, es indispensable adoptar políticas activas vinculadas a mayor inversión en infraestructura, en innovación y en ciencia y tecnología, apunta el informe.

Según la Cepal es fundamental también fortalecer el comercio intrarregional, que es particularmente bajo en Suramérica por lo que tiene un buen potencial de crecimiento.

Sin embargo, indicó que para ello es necesario ir más allá de las políticas tradicionales de libre comercio que dejan la integración sólo en manos del sector privado y buscar una acción más activa de los Estados.

Parte de ello, de acuerdo al análisis del organismo, ya se está dando a través de las políticas fiscales expansivas que están implementando países como México, Perú, Colombia o Chile, que tienen la capacidad de apuntalar la actividad productiva y comercial de los privados.

«El mercado regional es clave para el desarrollo de cadenas de valor en América Latina y el Caribe», sostuvo Bárcena.

Indicó que una buena perspectiva de cómo se puede lograr una mejor integración regional es la reunión que tienen prevista para noviembre la Alianza del Pacífico, integrada por México, Colombia, Perú y Chile, con el Mercosur, formado por Brasil, Argentina, Paraguay, Uruguay y Venezuela.

Bárcena precisó que aunque son bloques con características muy diferentes tienen potencial de fomentar el intercambio entre dos áreas muy importantes de la región como son el Atlántico y el Pacífico. EFE

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias