jueves 6, octubre 2022
spot_img

Activistas/G20: Ébola es la prueba de que la pobreza incumbe a todos

Brisbane, 15 nov (dpa) – Las organizaciones de ayuda humanitaria pidieron hoy en Brisbane, Australia, que los líderes del G20 que se reúnen este fin de semana en la ciudad se comprometan a hacer más esfuerzos para luchar contra la evasión fiscal y contra la pobreza en el mundo.

«No es una casualidad que la epidemia del ébola se haya salido de control en África Occidental», subrayó Steve Price-Thomas, director de la organización Oxfam. «Algo así pasa cuando la infraestructura del sistema de salud de un país es totalmente insuficiente».

Para los activistas, la terrible epidemia con sus consecuencias incalculables para países pobres y ricos es un ejemplo típico de que la pobreza y la desigualdad incumben a todos. «El G20 debería reconocer el papel que la creciente desigualdad social y económica ha jugado en el mundo en el brote de ébola», destacó Oxfam.

El Banco Mundial estima que los daños económicos de la epidemia crecerán en África Occidental hasta los 32.000 millones de dólares hasta 2015.

Por otra parte, Oxfam exigió hoy también a los jefes de Estado y de gobierno que acaben con los paraísos fiscales, que combatan las estrategias empresariales para pagar menos impuestos y abandonen la competencia para ver qué país tiene menor carga fiscal. Las empresas tienen que informar públicamente dónde tienen beneficios y dónde pagan impuestos, reclamó.

El combate a la pobreza no sólo implica hablar de crecimiento, sino de distribución. «Un pastel más grande no aporta mucho si las élites globales se quedan cada vez con una mayor parte», señaló Tobias Hauschild, de Oxfam. «Los pobres no deberían recibir «sólo migajas». Hay que crear sistemas educativos, de salud y sociales fuertes, porque las personas de menores ingresos son las que más provecho sacan de ellos, añadió.

La organización ONE también llamó al G20 a actuar contra las empresas de fachada. Los registros públicos tienen que dar información sobre los verdaderos dueños de las compañías, para que quede claro quién gana el dinero y tira de los hilos. «Si no, la lucha contra la evasión fiscal no puede ser efectiva», destacó Friederike Röder, de ONE.

Por el momento no hay indicios sin embargo de que el G20 vaya a comprometerse a hacer públicos estos datos. Entre los que más presionan para que eso no ocurra está China, según pudo saber dpa. Sobre el motivo sólo es posible especular, pero puede tener que ver con las acusaciones que pesan sobre los dirigentes del país -entre ellos el propio presidente Xi Jinping- sobre sus inmensas fortunas, participaciones de sus familias en empresas y uso de paraísos fiscales.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias