viernes 21, enero 2022
spot_img

Caso Iguala genera crisis en partido de izquierda mexicano

Ciudad de México, 17 nov (dpa) – La desaparición de 43 estudiantes mexicanos, en la que estuvo involucrado un alcalde del Partido de la Revolución Democrática (PRD, izquierda), generó hoy una crisis entre la dirigencia y el líder histórico del partido, Cuauhtémoc Cárdenas.

El presidente del PRD, Carlos Navarrete, descartó hoy en lo inmediato dejar el cargo como había reclamado Cárdenas y afirmó que será el consejo nacional, máximo órgano de dirección del PRD, el que tendrá que evaluar la propuesta el 29 de noviembre.

«Nadie debe confundirse, el PRD está del lado de las víctimas y de sus familias. Y está del lado de la exigencia de fincar responsabilidades. Y también está decidido a corregir errores y desviaciones», dijo Navarrete.

Los estudiantes desaparecieron el 26 de septiembre y fueron presuntamente asesinados por un grupo criminal, después de ser entregados por policías municipales que los persiguieron por órdenes del entonces alcalde de Iguala, José Luis Abarca, hoy detenido.

Según las investigaciones, Abarca, miembro del PRD, trabajaba para el cártel, al igual que su esposa, María de los Ángeles Pineda. Según la confesión de personas detenidas, la policía entregó a los jóvenes a sicarios que los asesinaron y calcinaron.

Cárdenas había pedido la renuncia «irrevocable» de los dirigentes del PRD y el nombramiento de una cúpula provisional al señalar que el partido se encuentra «en una grave situación de postración y agotamiento».

No es cualquier persona la que hizo el reclamo. Se trata del fundador del partido e hijo del ex presidente Lázaro Cárdenas (1934-1940), un prócer nacional.

Cárdenas, que fundó el PRD después de romper con el Partido Revolucionario Institucional (PRI), tiene una larga trayectoria política: ha sido legislador, gobernador del estado de Michoacán, el primer alcalde de izquierda de Ciudad de México y tres veces candidato presidencial.

Navarrete indicó que «los dirigentes actuales han sido elegidos por más de dos millones de afiliados que acudieron a las urnas» y que cualquier decisión deberá ser tomada por los órganos del partido.

El dirigente perredista dijo que es necesario reunirse «para evaluar juntos» el momento por el que atraviesa el partido, en el seno del Consejo Nacional, al que Cárdenas también pertenece.

«Se podrá debatir su propuesta y todos deberemos acatar lo que al final se resuelva, para no sustituir a los cuerpos colegiados con acuerdos de cúpula», afirmó Navarrete.

Además de la pérdida de credibilidad por el caso Iguala, el PRD ha sufrido una merma en sus filas por la salida de Andrés Manuel López Obrador, que se fue del partido en septiembre de 2012 para fundar su propia agrupación -Morena- y ha sido un fuerte crítico del PRD.

López Obrador, que quedó segundo en las elecciones presidenciales de 2006 y 2012 como candidato del PRD y otras fuerzas izquierdistas, acusa al partido de haberse alejado de las causas de la gente.

En 2015 habrá elecciones legislativas intermedias y comiciones regionales en varios estados del país, y la izquierda enfrentará dividida la prueba de las urnas.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias