viernes 21, enero 2022
spot_img

Afganos temen más por su seguridad ante fin operación OTAN

Kabul, 18 nov (dpa) – Semanas antes de que finalice la operación de combate de la OTAN crece el miedo de los afganos: el 65 por ciento teme por su seguridad, según un sondeo elaborado por la Fundación Asia dado a conocer hoy.

El porcentaje supera al 59 por ciento que se pronunciaba en ese sentido el año pasado y al 48 por ciento de 2012.

Donde más difundido está el miedo es en la provincia de Fariab, en el norte del país, donde el 92,1 por ciento de los encuestados teme por su seguridad, seguida de Wardak, al oeste de Kabul, con el 89,2 por ciento, y Kunduz, al norte de la capital, con el 87,5 por ciento.

La cuota de afganos que cree que el país avanza en la dirección errónea debido al aumento de la inseguridad se disparó del 24 al 38 por ciento este año, según el sondeo elaborado en base a encuestas a 9.000 afganos en junio y julio.

Los tres factores que explicarían la evolución negativa de la situación nombrados con más frecuencia son la situación de la seguridad, la corrupción y el desempleo.

Sin embargo, el 55 por ciento de los encuestados cree que el país avanza en la dirección adecuada, frente al 57 por ciento del año pasado.

En torno a uno de cada tres afganos siente algún tipo de simpatía por los talibán u otros grupos de oposición armados, ligeramente por debajo de la cifra del año pasado.

La confianza en las instituciones públicas se mantuvo en un nivel similar: el 47 por ciento de los afganos confía en el gobierno y el 51 por ciento en el Parlamento. Sin embargo la popularidad en los poderosos líderes religiosos aumentó del 65 al 70 por ciento.

Por primera vez el número de afganos que considera que las posiciones del gobierno deben ser ocupadas en su mayoría por hombres superó a quienes creen que deben ser repartidos de forma igualitaria, con un 46,1 por cietno frente al 42,1 por ciento.

«Pese a los beneficios para las mujeres desde 2001, las afganas continúan hoy enfrentando retos significativos», dijo Najla Ayubi, número dos de la Fundación Asia en Afganistán. «Falta de educación y formación, de oportunidades de empleo, violencia doméstica y matrimonios forzados y el pago de dotes son los principales problemas para las ministras afganas según la encuesta de este año».

Mientras tanto, la violencia continuó hoy azotando el país: en un ataque suicida en un barrio a las afueras de Kabul murieron hoy al menos dos vigilantes y un ciudadano extranjero resultó herido, según datos oficiales.

También los dos atacantes suicidas perdieron la vida, confirmó Hashmat Staniksai, portavoz del Ministerio del Interior sobre el atentado reivindicado por los talibanes. El portavoz no confirmó la nacionalidad del ciudadano extranjero.

Los talibanes señalaron que el ataque estaba dirigido contra los extranjeros que ocupan Afganistán. En los alrededores del lugar del ataque hay varios edificios fuertemente asegurados de extranjeros y una pequeña base militar, también extranjera.

El vicepresidente afgano, Abdul Rashid Dostum, visitó el lugar poco después del ataque.

En otro ataque con bomba en la provincia de Jost, en el este del país, al menos una mujer murió y otros seis civiles resultaron heridos al estallar una bomba en una carretera cerca de la capitla provincial.

Desde que asumiera el cargo el nuevo presidente del país, Ashraf Ghani, a finales de septiembre, los talibanes perpetraron una serie de ataques en Kabul.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias