jueves 27, enero 2022
spot_img

PUSC le pide a Solís no levantar el veto a la Reforma Procesal Laboral

San José, 11 Dic (Elpaís.cr) – La Fracción del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC) pidió este miércoles al Presidente de la República, Luis Guillermo Solís no levantar el veto  que pesa sobre varios artículos de la Reforma Procesal Laboral y cumplir con  el plazo que habían acordado las fracciones de los rojiazules, el Frente Amplio y Acción Ciudadana (PAC) de dar hasta 12 meses, es decir hasta abril 2015, para la aprobación de un nuevo Proyecto de Ley que modifique los aspectos vetados por el Poder Ejecutivo.

La fracción del PUSC, además, fue clara en desmentir «categóricamente» cualquier mala interpretación a las palabras de la Jefa de Fracción del PAC Emilia Molina, en  en el sentido de que los socialcristianos apoyarían la decisión del Presidente de levantar el veto a la Reforma Procesal Laboral.

Los socialcristianos anunciaron que no apoyarán el levantamiento del veto y que en el proyecto presentado de Reforma Procesal Laboral incluirán la prohibición de huelga en  los servicios esenciales, según lo afirmó hoy en el Plenario el Jefe de Fracción Rafael Ortiz.

“En el Pacto de Derechos Económicos,  Sociales y  Culturales de las Naciones Unidas, se establece en el articulo 8 la posibilidad de imponer restricciones legales y de restringir por vía legislativa el derecho a la huelga cuando se trate de cuerpos policiales y servicios públicos esenciales. Por eso la Fracción del PUSC incluirá en el proyecto presentado  una moción para regular esta materia y establezca esa limitación al derecho a la huelga en los servicios esenciales”, manifestó el diputado.

El Expediente 19,306, el proyecto en conjunto, entre otras cosas da mayor seguridad jurídica para todos los trabajadores ya que permite que los  litigios laborales pasen del sistema escrito a la oralidad,  reduciendo así los plazos en los juicios y otorga  una justicia gratuita para quienes no tengan recursos económicos.

El acuerdo de las tres fracciones señala textualmente que «las fracciones firmantes redactarán un nuevo proyecto de ley que reforme aspectos puntuales del Código de Trabajo incluidos en el proyecto de Ley de la Reforma Procesal Laboral. El Poder Ejecutivo mantendrá el veto hasta que se haya votado en primer debate el nuevo  proyecto de ley.  No obstante si trascurrido un plazo perentorio de 12 meses sin lograr la  aprobación del proyecto de ley, el Poder Ejecutivo valorará el levantamiento del veto. Para garantizar el trámite expedito de esta iniciativa, las fracciones se comprometen a dar sus votos para utilizar los mecanismos reglamentarios disponibles para que la iniciativa se conozca rápidamente en el Plenario Legislativo.” 

El PAC por su parte, según aseguró la jefa de fracción Emilia Molina, considera que para lograr cumplir este acuerdo había que aumentar el plazo cuatrienal del proyecto para no archivar el proyecto, pero como para lograrlo se necesitan 38 votos a favor y ya la fracción de Liberación Nacional (PLN) dijo que no apoyará la moción, esta opción está casi descartada.

El Frente Amplio, por su parte, sostiene que si el veto no se levanta y por tanto el proyecto muere, también morirá la alianza de la fracción con el oficialismo, pues salvar este proyecto era parte de las promesas del PAC a la fracción.

Más noticias

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias