miércoles 5, octubre 2022
spot_img

España no dará la nacionalidad a descendientes de moriscos ni a saharauis

Madrid, 12 ene (EFE).- El Gobierno español no emprenderá ninguna acción para conceder la nacionalidad española a los descendientes de los moriscos -musulmanes que fueron expulsados de España en el siglo XVII- ni tampoco a los saharahuis, cuyo territorio fue colonia española hasta los años 70 del pasado siglo.

El Ejecutivo explica que «no tiene prevista ninguna iniciativa legislativa» en relación a ambos colectivos, en una respuesta a un diputado socialista que preguntó sobre el asunto después de que se aprobase el año pasado dar la nacionalidad a los sefardíes -judíos de origen español descendientes de los expulsados en 1492-, propuesta que se tramita en el Parlamento.

Grupos de izquierda propusieron que en ese proyecto de ley se incluyeran también a los moriscos y a los saharauis por considerar que estos grupos son mucho menos numerosos que el de los sefardíes.

Hace unos meses, el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, afirmó que el reconocimiento de la nacionalidad a los moriscos es «un problema técnico a discutir» que no puede resolverse «en un cuarto de hora», pero consideró importante «honrar la memoria de los moriscos» como parte de la herencia y tradición españolas.

Por su parte, el ministro de Justicia, Rafael Catalá, se comprometió recientemente a encontrar un «cauce» para reconocer la nacionalidad a los saharahuis, si bien precisó que la ley que otorgará la nacionalidad a los sefardíes no es «un cajón de sastre» en el que se puedan incluir a otros colectivos.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias