viernes 31, marzo 2023
spot_img

Miles de campesinos protestan contra la reforma energética de Peña Nieto

México, 18 mar (EFE).- Miles de campesinos salieron hoy a las calles de México para rechazar la reforma energética impulsada por el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, cuando se conmemora el 77 aniversario de la expropiación petrolera.

Aunque la jornada estuvo marcada por numerosas reivindicaciones, el tema que predominó fue el rechazo a la reforma energética que entró en vigor en 2014 y que abrió el sector al capital privado después de más de siete décadas de monopolio estatal.

«Los recursos naturales de la nación deben servir para su propia prosperidad, entregarlos a los intereses extranjeros es traición a la patria», señalaban algunas de las pancartas al aludir a las palabras del expresidente Lázaro Cárdenas (1934-1940), quien en 1938 nacionalizó la industria petrolera.

Una de las marchas en la capital, que partió del Monumento a la Revolución, bloqueó por varias horas el tránsito en la avenida Paseo de la Reforma, desde donde los campesinos se dirigieron hacia la residencia de Los Pinos.

En las inmediaciones de la casa presidencial unos 10.000 manifestantes intentaron sin éxito tirar las vallas de seguridad que les impedían acercarse. Después marcharon desde el Ángel de la Independencia hacia la Secretaría de Gobernación.

Desde el sureño estado de Tabasco, el presidente Enrique Peña Nieto dijo que México está preparado para hacer frente a la «coyuntura desafiante» de los bajos precios del petróleo, «gracias a las reformas estructurales» aprobadas en los últimos dos años.

La reforma energética dio a Petróleos Mexicanos (Pemex), que aporta la tercera parte de los ingresos que recibe el Estado mexicano, elementos para superar estas «demandantes condiciones» internacionales, afirmó.

«En esta fecha memorable, una vez más, lo digo con toda firmeza, Pemex es y seguirá siendo patrimonio de todos los mexicanos», señaló al resaltar que la reforma provocará el «cambio económico más importante de los últimos 50 años».

En contraste, el líder de la izquierda Cuauhtémoc Cárdenas, dijo en un acto en la capital del país que los objetivos de la reforma energética se podrán alcanzar debido a la caída de los precios del crudo.

«Es previsible que los altos precios alcanzados (por encima de los 100 dólares el barril) no se recuperen; si bien va hasta después de finalizado el actual sexenio, con serias afectaciones en las finanzas del Gobierno y al desarrollo económico», señaló desde el Monumento a la Revolución.

El descenso del precio de la mezcla mexicana a niveles cercanos a los 42 dólares el barril «modificó las expectativas» del Gobierno sobre las licitaciones de los campos petroleros, dijo el político desde el mausoleo donde reposan los restos de su abuelo, Lázaro Cárdenas.

En tanto, el izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD) anunció hoy que presentará una queja ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para que salvaguarde el derecho de los mexicanos a decidir sobre sus recursos energéticos.

En un comunicado, la formación destacó que ese derecho, reconocido en la Convención Americana sobre Derechos Humanos y en la Constitución mexicana, fue ignorado por la Suprema Corte cuando negó en octubre de 2014 la posibilidad de que se efectuara una consulta popular en materia energética.

El alto tribunal declaró inconstitucional la consulta sobre la reforma energética con el argumento de que puede afectar las finanzas del Estado, una de las excepciones que establece la Carta Magna.

El objetivo de la reforma energética es precisamente garantizar los ingresos petroleros para el Estado, señalaron entonces los magistrados.

Por ello, una vez agotados los recursos contemplados en el ordenamiento jurídico mexicano, el PRD dijo que pedirá a la CIDH «que tome las medidas que sean pertinentes para que el Estado mexicano sea declarado responsable de la violación de distintos derechos humanos».

Asimismo, solicitará que «se dé marcha atrás» a la resolución de la Suprema Corte y «se subsane la vigencia del derecho humano a la participación política ciudadana directa mediante la figura de la consulta popular».

El también dirigente izquierdista Andrés Manuel López Obrador aseguró hoy que revocará la reforma cuando su Movimiento de Regeneración Nacional Morena (Morena) triunfe en las elecciones presidenciales de 2018.

«En el 2018 vamos a dejar a la Constitución como estaba (antes de la reforma) y vamos a cancelar los contratos que se están otorgando ahora a empresas extranjeras», señaló.

En otros estados del país como Oaxaca, Michoacán, Chiapas y Guerrero también se llevaron a cabo manifestaciones en contra de la reforma energética.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias