miércoles 19, enero 2022
spot_img

Argentina, de una goleada escandalosa a un amargo empate frente a Paraguay

San José, 13 Jun (Elpaís.cr) – La selección argentina tuvo un amargo debut en la Copa América ante Paraguay, que se repuso de un 2-0 en contra en un juego que pintaba para una goleada, pero lo terminó empatando con mucha garra y empuje en la complementaria.

El debut de la Argentina de Messi. Una de las favoritas (o favorita máxima) a llevarse el título de la Copa América. El combinado de Gerardo Martino, con paternidad histórica sobre los guaraníes en el certamen: 18 ganados y cuatro empates. Nunca perdió. Y este día, con la postura ultradefensiva con la que arrancaron los de Ramón Díaz parecía imposible que se cortara la racha.

Sin grandes sorpresas en las alineaciones, salvo por las conocidas ausencias de Pablo Zabaleta y Lucas Biglia en Argentina, ambos por lesión; mientras en Paraguay no pudo jugar Justo Villar, quien horas antes del partido quedó fuera también por molestias.

Con una ‘Albiceleste’ que arrancaba su camino en el que intentará llegar a la final del cuatro de julio para cortar la sequía de 22 años sin títulos. La última Copa América en Chile (1991), la ganó. Buenos recuerdos le trae estar en el país vecino.

Argentina, dirigida por el exseleccionador de la ‘Albirroja’, enfrentaba a un conocido, Ramón Díaz, como ‘DT’ de Paraguay. Se cumplía lo que se esperaba: un protagonismo absoluto de los argentinos con la pelota, intentando combinar y lastimar con su ataque de lujo encabezado por Messi, Di María y el ‘Kun’ Agüero.

Por su parte, Paraguay esperaba con todos sus hombre en campo propio. Había 21 jugadores en al menos 50 metros. Todo Paraguay en su terreno y los 10 de Argentina en ese mismo sector. Solo el arquero Sergio ‘Chiquito’ Romero aguardaba tranquilo cerca de su arco.

Argentina, con Messi por derecha, pero cortando hacia el medio e incluso por momentos a la izquierda, poco a poco se enchufó y se juntó con un Di María activo por la izquierda, dando mucha profundidad, también con un Pastore impreciso, mientras Agüero se movía por el frente de ataque esperando una ocasión para anotar.

Debía ser muy paciente el combinado de Martino. Paraguay empezó haciendo correctamente su trabajo, cortando servicios, cometiendo faltas e incomodando, sin embargo, paulatinamente fue pagando esa postura ultradefensiva y muy pobre en ataque.

Al 4’ Messi la cruzó de derecha a izquierda, Di María recibió solo, centró para Agüero, la defensa despejó y Rojo disparó el rebote que se desvió en un paraguayo al córner.

Así se mantuvo el desarrollo del partido. Sin poder realizar un juego extraordinario, Argentina merodeaba y sorteaba la férrea marca guaraní que debe en cuando aprovechaba para raspar a los argentinos. Una patada de más para amedrentar a los rivales. Le pasó en algunas ocasiones a Messi.

Al 13’ Di María envió un córner cerrado y el golero Anthony Silva alcanzó a retroceder sobre sus pasos para evitar un posible gol olímpico del ‘Fideo’.

Argentina seguía intentando combinar con Messi, Di María, Bánega. Sus laterales Roncaglia y Rojo parecían extremos en algunos instantes. Era todo ataque debido a que los paraguayos no ofrecían nada arriba. Sus dos puntas, Roque Santa Cruz y Nelson Haedo Valdez fungían como volantes de recuperación.

Al 18’ tras un toqueteo argentino, en una acción a puro fútbol que pasó de derecha a izquierda, Rojo metió el centro, la defensa despejó y en la frontal Mascherano remató y Messi en el medio del área la desvió, pero la pelota se fue apenas por un lado.

Al 22’ Pastore recuperó en mitad de terreno y cedió de inmediato para el pique del ‘Kun’ por el medio, mas Samudio alcanzó a barrerse para tocar la pelota y terminar con la amenaza del delantero del Manchester City.

En mitad de terreno era para destacar el trabajo de Mascherano y Bánega, muy firmes (en la inicial) en la recuperación de la pelota cuando Paraguay trataba de salir rápido de contra.

Cada vez estaba más cerca el tanto argentino. Al 26’ Messi y Agüero se juntaron en el área y el ‘Kun’ la finalizó con un zurdazo sencillo de atrapar para Silva.

Curiosamente, Argentina no necesitó de mucha elaboración para abrir el marcador tres minutos después. A los 29’ Messi arrancaba de contra, entre Ortiz y Samudio lo frenaron, el lateral izquierdo enfilaba para su arco con la intención de apoyarse en el arquero, pero equivocó el pase, se la regaló a Agüero y el delantero limpió a Silva y salió a gritar el 1-0.

Ya con la ventaja, pintaba para que Argentina pudiera aumentar las cifras ante la supuesta necesidad paraguaya de ir a buscar el empate, sin embargo, Paraguay no modificó su idea y el trámite fue el mismo.

De nuevo la insistencia Argentina tuvo su premio con el 2-0, aunque en un discutido penal de Samudio sobre Di María. Messi tomó la pelota y la puso contra el palo izquierdo, Silva adivinó pero no la alcanzó. Gol 46 de la ‘Pulga’ en la selección, a ocho de Gabriel Batistuta, el máximo anotador histórico.

El 2-0 no animó a Ramón Díaz a que le dijera a sus dirigdos que salieran a buscar el partido. Paraguay siendo ultradefensiva lo perdía con claridad y no le llegaba a Romero.

El primer tiempo finalizó con un supuesto penal (al menos más parecía más que el primero) de Da Silva sobre Messi, que el juez colombiano Wilmar Roldán no sancionó.

En la complementaria Díaz mandó al campo a Derlys González, quien relevó al amonestado Ortiz, no obstante, el “10” en su primera intervención bajó a Di María por izquierda y, seguidamente, volvió a bajar al ‘Fideo’ pero el árbitro le perdonó la segunda amarilla. Zafó de la expulsión.

Poco a poco, el segundo tiempo se fue equilibrando, al menos en llegadas claras a los arcos. Argentina no cerró un partido que estaba para la goleada y Paraguay se adelantó, perdió el miedo y llevó mucho peligro a ‘Chiquito’ Romero.

Al 57’ se combinaron Messi y Pastore, en el área, el ‘Flaco’ devolvió para la ‘Pulga’ y el “10” remató de derecha para la buena intervención de Silva.

Paraguay contestó con una clara llegada de Santa Cruz que Romero tapó de extraordinaria manera, pero a la siguiente jugada Haedo Valdez recibió entre líneas y desde el borde del área la clavó en el ángulo derecho de Romero. Golazo y renacimiento de la ilusión paraguaya.

La ‘Albiceleste’ perdió recuperación. Se volvió un equipo largo. Paraguay adelantó líneas y se arriesgó para el golpe a golpe. Al 63’ Messi estuvo a punto de devolver la calma con un jugadón que no pudo ser gol por el remate demasiado cruzado de Leo.

Al 67’, cuando continuaba el concierto de jugadas desperdiciadas por Argentina, Di María centró por izquierda, Samudio la dejó corta en el área y Pastore no pudo con un Silva que voló e hizo un tapadón.

Al 70’ se lo perdió Valdez. González desbordó por derecha, metió el centro y el delantero la quiso concretar de taco en el área chica, pero erró en el contacto. Se salvaba Argentina.

Había muchos espacios para ambos. Principalmente para los paraguayos. Los fantasmas del equipo partido y desequilibrado de Argentina aparecieron. Mal retroceso y sufrimiento atrás.

Los cambios fueron clave. En Paraguay Édgar Benítez y Lucas Barrios entraron a aportar para el juego guaraní, mientras Tévez e Higuaín hicieron poco para una Argentina que lucía cansada por el desgaste hecho en la mayor parte de cotejo y sin contención. Tardó Martino en refrescar esa zona del campo.

Al 76’ Romero le sacó un bombazo de zurda en el área a Samudio. Un tapadón del golero argentino.

Un minuto después Di María probó a un Silva que se comportó a la altura. El arquero que juega en el fútbol colombiano fue fundamental para mantener vivo a Paraguay.

Ese ida y vuelta derivó en el empate paraguayo al 89′, en una jugada aérea, de esas que no aprovechó de acuerdo a la cantidad que tuvo. Su gran fortaleza. Ortigoza la envió al área, Da Silva se impuso a Biglia, la bajó y Lucas Barrios liquidó de zurda a Romero. El argentino naturalizado paraguayo no se guardó el grito de gol. Díaz y su banquillo tampoco.

La tuvo Tévez de cabeza sobre el final, pero no pudo enderezar correctamente el testarazo. Argentina recibió un duro golpe con este empate, que lo deja con un punto en el grupo B, que lidera Uruguay, su próximo rival el martes 16 de junio, mientras que la fortalecida Paraguay jugará contra Jamaica.

Alineaciones: 

Argentina: Romero; Roncaglia, Garay, Otamendi, Rojo; Macherano, Bánega (Biglia al 85′), Pastore (Tévez al 75′); Di María, Messi y ‘Kun’ Agüero (Higuaín al 75′). Seleccionador: Gerardo Martino.

Paraguay: Silva; Cáceres, Da Silva, Aguilar, Samudio; Ortigoza, Cáceres, Ortiz (González al 46′), Bobadilla (Benítez al 66′); Santa Cruz (Barrios al 79′) y Haedo Valdéz. Seleccionador: Ramón Díaz.

Goles: 1-0 de ‘Kuna ‘Agüero al 26′, 2-0 de Messi (penal) al 34′, 2-1 de Valdez al 60 y 2-2 de Barrios al 89’.

Árbitro: Wilmar Roldán (Colombia).

Estadio: La Portada, en La Serena (18 mil espectadores).

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias