viernes 3, diciembre 2021
spot_img

Joven chileno herido en manifestación recupera el habla y mueve sus piernas

Santiago de Chile, 14 jun (EFE).- El estudiante chileno Rodrigo Avilés, que resultó gravemente herido el pasado 21 de mayo al recibir el impacto directo del chorro de agua de un vehículo antidisturbios en Valparaíso, recupera paulatinamente el habla y el movimiento de sus brazos y piernas.

«Está recuperando el habla, haciendo intentos por comunicarse. Puede mover su cabeza, manos, brazos, piernas y pies, y con ayuda logra sentarse», destaca un comunicado de la Unión Nacional Estudiantil (UNE) difundido este domingo.

Añade el texto que «progresivamente se están fortaleciendo sus músculos».

«Les informamos que Rodrigo ha tenido una evolución satisfactoria durante esta semana tras su traslado. Nuestro compañero está lúcido y consciente, reconoce a familiares amigos y compañeros, se comunica cada vez mas» con el entorno, precisa la nota.

En el comunicado se explica que Avilés está recuperando el habla, haciendo intentos por comunicarse y los médicos están evaluando sacarle la cánula durante los próximos días, para que pueda respirar por sí solo.

«Está recuperando la movilidad de su cuerpo por medio de kinesioterapia. Puede mover su cabeza, manos, brazos, piernas y pies, y con ayuda logra sentarse. Progresivamente se están fortaleciendo sus músculos», destaca la UNE.

El estudiante de 28 años, que estuvo más de dos semanas en coma inducido en el Hospital Carlos Van Buren de Valparaíso, fue trasladado el pasado lunes al Hospital Clínico de la Universidad Católica de Santiago tras la mejora en su estado de salud.

Avilés recibió un impacto del chorro de agua a poca distancia que lo tiró al suelo, momento en el que se golpeó la cabeza y sufrió un traumatismo craneal grave, por lo que ha sido operado en cuatro ocasiones y ha tenido que superar una infección respiratoria.

El estudiante resultó herido durante la manifestación que se realizó el pasado 21 de mayo en los alrededores del Congreso, en Valparaíso, a 120 kilómetros al noroeste de Santiago, donde la presidenta Michelle Bachelet rindió la cuenta pública de su gestión.

En un comienzo, Carabineros (Policía militarizada) atribuyó la caída del joven a que el suelo estaba resbaladizo, sin embargo, un video realizado por un dron permitió demostrar la responsabilidad de la Policía, quienes reconocieron los hechos y dieron de baja al sargento segundo Manuel Noya Pavez, quien lanzó el chorro del agua. EFE

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias