domingo 25, septiembre 2022
spot_img

Fin del «distanciamiento»: Cuba y Alemania impulsan sus relaciones

Por Michael Fischer (dpa), La Habana, 16 jul (dpa) – Alemania dio un impulso nuevo a sus relaciones con Cuba con la visita a la isla de su ministro de Exteriores, Frank-Walter Steinmeier, la primera que hace un jefe de la diplomacia del gobierno federal germano.

«Creo que es el momento correcto para redefinir nuestras relaciones», aseguró Steinmeier en La Habana, donde se reunió con su homólogo Bruno Rodríguez. Ambos países firmaron dos acuerdos marco para impulsar la cooperación bilateral.

Se trata de poner fin «a los tiempos del silencio y del distanciamiento», comentó el político socialdemócrata germano sobre el propósito de su viaje, aunque también advirtió que ambas partes seguirán teniendo «diferentes opiniones».

Queremos ver «qué cosas son posibles entre nosotros», dijo Steinmeier al comenzar la jornada esta mañana en el centro histórico de la capital cubana, en el distrito de La Habana Vieja, para definir el propósito de su visita de dos días a la isla.

Alrededor del mediodía, el jefe de la diplomacia alemana se reunió con su homólogo Rodríguez en la cancillería cubana. Ambos países firmaron ahí dos acuerdos bilaterales de cooperación política, cultural y económica. Hasta ahora, ambos países no contaban con mecanismos de ese tipo para regular la cooperación.

Los acuerdos base deben allanar el camino para crear instrumentos de consultas regulares entre ambos Ministerios de Exteriores, así como para la futura firma de un acuerdo cultural planeado desde 2003.

Steinmeier señaló que impulsar el intercambio cultural es uno de los principales objetivos del viaje, aunque también recordó que seguirá habiendo diferencias entre ambos países.

«Seguiremos teniendo diferentes opiniones sobre el significado de los derechos humanos y sobre los contenidos de la democracia», advirtió el socialdemócrata alemán.

La firma del convenio cultural estaba prevista desde 2003, pero se vio entonces frustrada por el enfriamiento de las relaciones bilaterales después de la ola de arrestos de disidentes durante la llamada «primavera negra» en Cuba.

La parte alemana espera que la firma de los acuerdos marco permita más adelante la apertura en La Habana de un Instituto Goethe, la institución cultural bandera de Alemania.

Steinmeier llegó a La Habana en la madrugada de este jueves. Después de conocer el centro histórico de la ciudad en el distrito de La Habana Vieja, el jefe de la diplomacia alemana se reunió con el cardenal Jaime Ortega, el máximo representante de la Iglesia católica en Cuba.

Por la tarde tenía prevista una reunión con el ministro de Economía cubano, Marino Murillo, encargado del programa de reformas de mercado con las que la isla reforma su economía desde hace varios años.

Aunque no está en la agenda oficial, no se descarta para algún momento un encuentro con el presidente Raúl Castro. Una reunión con su hermano, el histórico exmandatario Fidel Castro, es en cambio menos probable.

Steinmeier llegó a la isla apenas cuatro días antes de que Cuba retome relaciones diplomáticas con Estados Unidos tras décadas de ruptura. El histórico acercamiento entre los antiguos enemigos ideológicos ha generado grandes expectativas en todo el mundo.

«Estamos en medio de un proceso de cambio del que hoy en día nadie puede decir a qué velocidad avanzará», consideró Steinemier, que estará en la isla hasta la tarde del viernes. Con la visita «queremos ayudar a abrir más la puerta entre Cuba y el mundo», había dicho el ministro ya antes de emprender el viaje.

Steinmeier es el primer titular de Exteriores de la Alemania reunificada que visita Cuba. Antes sólo lo habían hecho líderes de la diplomacia de la desaparecida República Democrática Alemana (RDA), un antiguo aliado de la isla de tiempos del bloque socialista del este.

El último ministro de Alemania en visitar Cuba fue Werner Müller hace 14 años, entonces titular de Economía.

En el marco de la actual visita, la organización Amnistía Internacional pidió a Steinmeier desde Berlín que abogue también por el respeto a los derechos humanos durante su estancia en la isla socialista.

«En Cuba sigue siendo prácticamente imposible expresar una crítica pacífica al gobierno», dijo Selmin Caliskan, secretaria general de la rama alemana de la organización, a la agencia dpa.

Al margen de los encuentros oficiales, el ministro alemán tiene previsto reunirse en Cuba con blogueros, artistas, científicos y otros miembros de la sociedad civil.

Cuba ha iniciado una paulatina apertura en los últimos años. Además de las reformas de mercado con la que intenta «actualizar» su modelo económico estatal, la isla retomará el lunes sus relaciones diplomáticas con Estados Unidos.

El gobierno de Raúl Castro también negocia con la Unión Europea un tratado de diálogo político y cooperación desde abril de 2014.

El titular de Exteriores alemán es acompañado por una pequeña delegación económica en la isla caribeña. El comercio bilateral entre ambos países es menor. Cuba es el destino 101 para las exportaciones alemanas y ocupa el puesto 125 de las importaciones de la primera economía europea.

Más noticias

1 COMENTARIO

  1. Excelente, hasta los momentos es el hecho histórico del siglo, bravo por estas dos naciones…. Ramiro Helmeyer Quevedo!……………..

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias