sábado 3, diciembre 2022
spot_img

EEUU celebra el acuerdo entre dos Coreas

Washington, 24 ago (EFE).- Estados Unidos celebró hoy el acuerdo alcanzado por Corea del Norte y Corea del Sur para poner fin a su tensa crisis militar, y atribuyó buena parte de ese éxito a los «incansables esfuerzos» de la presidenta surcoreana, Park Geun-hye.

El portavoz del Departamento de Estado de EE.UU., John Kirby, reaccionó durante su conferencia de prensa diaria al acuerdo logrado hoy, después de tres días de maratonianas reuniones de alto nivel.

«Apoyamos los incansables esfuerzos de la presidenta Park para mejorar las relaciones intercoreanas, que respaldan la paz y la estabilidad en la península coreana», aseguró Kirby.

Estados Unidos confía en que ese acuerdo contribuya a «rebajar las tensiones en la península» de Corea y seguirá en contacto con el Gobierno surcoreano para ver cómo evoluciona la situación, agregó.

«Ahora Corea del Norte tiene que actuar, y no solo aportar garantías respecto a sus propias actividades militares a lo largo de la frontera», indicó Kirby.

El acuerdo lo alcanzaron altos representantes de las dos Coreas tras negociar desde el pasado sábado de manera prácticamente ininterrumpida en la frontera del paralelo 38.

En virtud del acuerdo, Pyongyang ha accedido a lamentar su ataque con minas del día 4 que provocó un intercambio de fuego de artillería y ha prometido hacer esfuerzos para no recurrir a más provocaciones.

Por su parte, el Gobierno de Seúl acordó apagar a las 12.00 hora local del martes (03.00 GMT) los altavoces que emiten propaganda en la frontera contra el régimen de Kim Jong-un.

Corea del Sur comenzó las transmisiones propagandísticas hacia el Norte a principios de este mes por primera vez en 11 años, como represalia por la colocación de las minas terrestres.

El Gobierno de Corea del Norte pidió repetidamente que se pusiera fin a estas transmisiones al considerarlas un insulto a su dignidad.

Desde el pasado jueves, la tensión entre las dos Coreas había alcanzado un alto grado y Pyongyang llegó a calificar la situación de «casi estado de guerra».

Norte y Sur permanecen técnicamente enfrentadas desde la Guerra de Corea (1950-53), que finalizó con un armisticio nunca reemplazado por un tratado de paz definitivo.

Como herencia de aquel conflicto, Estados Unidos mantiene a 28.500 militares en Corea del Sur y está comprometido a defender a su aliado en caso de producirse un conflicto armado con el régimen del Norte. EFE

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias