jueves 29, septiembre 2022
spot_img

Demócratas del Senado de EEUU impulsan medidas para aumentar control de armas

Washington, 13 jun (EFE).- Los demócratas del Senado de Estados Unidos anunciaron hoy que impulsarán en el Congreso medidas para aumentar el control de armas y tratar de prevenir matanzas como la ocurrida este fin de semana en una discoteca frecuentada por homosexuales en Orlando (Florida).

«Tenemos la responsabilidad como legisladores de hacer lo que podamos para prevenir estos tiroteos, de aprobar reformas de sentido común que han demostrado que previenen estos ataques y salvan vidas», subrayó hoy Harry Reid, senador por Nevada y líder de la minoría demócrata en el Senado.

Durante una intervención en la Cámara alta, Reid propuso ampliar los controles de antecedentes para que no puedan comprar armas las personas incluidas en «listas de vigilancia» o considerados como «posibles terroristas» por las agencias de vigilancia estadounidense, como el FBI y la CIA.

«Deberíamos empezar acabando con la exención que permite que los terroristas compren armas y explosivos legalmente. Todos los que están en este edificio deberían estar de acuerdo en que los supuestos terroristas no deberían tener armas, eso es de sentido común», consideró Reid.

El supuesto responsable de la muerte de 49 personas en Orlando, Omar Mateen, había sido investigado durante 10 meses por radicalismo por el Buró Federal de Investigaciones (FBI), pero al no contar con historial criminal, pudo comprar de manera legal las armas con las que llevó a cabo el atentado.

Las medidas enunciadas hoy por Reid habrían impedido que Mateen, estadounidense de origen iraní, se hiciera con el fusil de asalto con el que supuestamente perpetró la matanza.

Los demócratas propusieron el año pasado una ley para evitar que individuos como Mateen se hicieran con armas, pero la mayoría republicana del Senado tumbó la propuesta.

Hoy, cuatro senadores demócratas, liderados por el representante de Nueva York Chuck Schumer, volvieron a presentar el proyecto de ley y urgieron a su aprobación.

Reynaldo Benitez, asesor del senador Reid, dijo a Efe que Reid apoya «contundentemente» la propuesta legislativa con la que se busca evitar que presuntos terroristas y criminales compren explosivos y armas de fuego.

Por otro lado, el legislador demócrata Jim Himes anunció hoy que no participará en ningún momento de silencio de la Cámara de Representantes porque, en su opinión, esos gestos son un símbolo de la falta de acción del Legislativo para frenar las matanzas masivas.

«Silencio. Esa es la forma en que la dirección del país más poderoso del mundo responderá a la masacre de esta semana contra sus ciudadanos», recriminó hoy Himes en una intervención en la Cámara de Representantes.

En el país de la máxima libertad individual, ejemplificada con el derecho a portar armas, el horror de las masacres no parece hacer mella entre aquellos que guardan revólveres o escopetas y se muestran dispuestos a apretar el gatillo para defender su vida o la de su familia.

De hecho, según datos de la consultora Gallup, el número de estadounidenses que apuesta por mayores controles sobre las armas ha descendido dramáticamente en los últimos 24 años, pasando del 79 % en 1990 al 47 % en 2014.

Mientras, el número de armas en posesión de los estadounidenses (319 millones de personas) no ha parado de crecer y, en 2012, los civiles tenían a su disposición 114 millones de pistolas, 110 millones de rifles y 86 millones de escopetas, según un informe del Servicio de Investigación del Congreso.

Con cambios menores moviéndose a nivel estatal, hace dos décadas que el Congreso no aprueba ninguna ley para restringir las armas y el único cambio fue impulsado por el presidente Barack Obama con 23 decretos, que firmó ante las víctimas de la matanza de la escuela de Newtown en 2012 y que podrían ser derogados por el próximo inquilino de la Casa Blanca. EFE

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias