sábado 26, noviembre 2022
spot_img

Otto Guevara: ¿Por qué no dona su salario al Ministerio de Seguridad?

Columna Poliédrica

A veces uno se pregunta: ¿Vale la pena escribir sobre las cosas que hace y dice un político como Otto Guevara? Y es que uno se vuelve a preguntar: ¿Será un error escribir en relación con este individuo y darle una relevancia que no tiene? Y es que los medios de comunicación se empeñan en darle atención a lo superfluo.

El problema es que, nos guste o no, esa persona de manera constante sale en los medios de comunicación. Para bien o para mal, los periodistas difunden las tonterías y las acciones que realiza como diputado de la República; en otras palabras, su mensaje (bueno o malo) termina llegando a una buena cantidad de costarricenses y ello supone que no pasa desapercibido ante una buena cantidad de ciudadanos.

Uno tiene la impresión que la mayoría de costarricenses no son capaces de discernir el discurso falacioso en que se mueve este individuo. Por ejemplo, hace poco propuso que el presupuesto que se otorga a las Universidades Públicas se le trasladara al Ministerio de Seguridad Pública y uno se pregunta: ¿Por qué no  propone que el presupuesto del salarios de algunos diputados, en especial su salario, se traslade al Ministerio de Seguridad?

¿A quién vale más la pena pagarle un buen salario? ¿A un profesor universitario encargado de formar adecuadamente a futuros profesionales y de investigar para buscar soluciones a los problemas nacionales o a Otto Guevara Guth que se ha dedicado a ser candidato presidencial y diputado por más de una década? ¿Con cuál de las dos personas gana más el país?

Lo actuado por ese diputado en la última semana resulta altamente ofensivo para cualquier costarricense que tenga un mínimo de juicio en relación con la realidad nacional. Con motivo de la aprobación, en primer debate, de la ley contra el fraude fiscal, Guevara se dedicó a hacer perder el tiempo al resto de diputados, funcionarios legislativos y demás personas vinculadas a los procesos que se desarrollan en la Asamblea Legislativa.

Ciudadanos costarricenses: ¿Cuánto le costó al país la acción irresponsable de este diputado?

Realmente uno no entiende, por qué existen personas que continúan votando por ese individuo y por otros que pretenden seguir sus pasos. Resulta incomprensible que ciudadanos de los sectores populares quieran apoyar la demagogia que proclama este señor, no puede ser que las personas no disciernan entre tanta mentira y manipulación de este individuo; en otras palabras, no nos extraña que los sectores económicamente dominantes apoyen a su testaferro, pero no se justifica que lo hagan aquellas personas que serán más perjudicadas con sus acciones.

Una de sus herramientas preferidas para no pasar desapercibido es emprenderla contra la Universidad de Costa Rica. Con base en la manipulación de una serie de datos que tienen su caja de resonancia en los medios de comunicación y en periodistas irresponsables, un día sí y otro también, pretende desprestigiar a la más importante universidad de nuestro país y más allá; situación que se ha vuelto intolerante teniendo en consideración los antecedentes del señor Guevara Guth, es decir, la UCR está acostumbrada a recibir críticas, pero cuando la crítica viene de una persona como esta, sinceramente, deja mucho que desear.

¿Hasta cuándo tendremos que soportar la razón de la sin razón? ¿Hasta cuándo?

(*) Andi Mirom es Filósofo

columnapoliedrica.blogspot.com

Más noticias

8 COMENTARIOS

  1. La respuesta es bien simple; los sectores económicamente dominantes que apoyan a este testaferro, son los mismos que manipulan los medios de información a su favor; el problema principal reside en la ignorancia política de la mayoría de costarricenses; hasta que el grueso de la población, tome conciencia de la realidad que nos rodea y ejercite su masa gris, solo hasta entonces dejaremos de ver patéticos personajes.

  2. Este señor se ha dedicado a mentir y a divulgar datos falsos de muchas cosas para desprestigiar al empleado público y a ciertas instituciones que para el valen nada, dentro de ellas está la UCR y el ICE. Aunque se desmientan sus datos manipulados, algo o mucho queda. Que defienda a sus patrocinadores no es raro, lo inconsevible es que este sujeto, mienta, manipule y haga escándalo de estupideces solo para hacer daño.

  3. Me parece que este «señor» fue declarado culpable de estafar al T.S.E. Entonces, la credibilidad que merece en cualquier aspecto es CERO. Aunque está claro que el tipo es un exhibicionista al mejor estilo de un enfermo por aparecer en los medios. Con su jacha de armatoste viejo.

  4. La respuesta a la pregunta inicial de este artículo es No, ya el poder mediático invierte demasiado en este personaje que efectivamente, es un testaferro de la oligarquía dominante y vividor de la política porque ya lleva dos períodos en la Asamblea legislativa más el de su propio hermano, lo cual suena a plutocracia.

    Personajes como el citado, cuya legitimidad no la veo por ningún lado, dejan mucho que desear de nuestra «Democracia»

  5. ¿Hasta cuándo tendremos que soportar ? hasta el 2018, porque el pueblo ya no soporta este individuo, sino miren las redes sociales ,como aborrecen a este testaferro.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias