domingo 28, noviembre 2021
spot_img

Ecuador «se reserva el derecho» a investigar a Assange por la filtración de información personal de Moreno

Madrid, 8 Abr. (EUROPA PRESS).- El ministro de Exteriores de Ecuador, José Valencia, ha indicado este lunes que el Gobierno «se reserva el derecho» a realizar sus propias investigaciones contra Julian Assange por la presunta implicación del fundador de Wikileaks en la filtración de información personal sobre el presidente del país, Lenín Moreno.

La situación de Assange en la Embajada de Ecuador en Londres, donde lleva más de seis años, se ha complicado a raíz de la filtración de unas fotografías de Moreno y su familia que se habrían obtenido en un ataque informático a su teléfono móvil.

Ecuador ha denunciado esta intromisión en la vida privada del jefe de Estado ante el relator especial de Naciones Unidas para el Derecho a la Privacidad, Joe Cannataci, que ha anunciado una investigación. Sin embargo, Valencia ha aclarado este lunes que «Ecuador se reserva el derecho a hacer sus propias investigaciones».

El Gobierno no ha acusado expresamente al ‘hacker’ australiano pero Moreno denunció la semana pasada en una entrevista con medios locales que Assange ha violado «demasiadas veces» el acuerdo con las condiciones de su estancia en la sede diplomática. «No es que no pueda hablar libremente, pero no puede mentir ni ‘hackear’ teléfonos privados», dijo.

Pese a ello, Valencia ha vuelto a negar que Ecuador vaya a retirar el asilo político a Assange, lo que daría pie a su expulsión de la Embajada en Londres y a que sea detenido por las autoridades británicas por violar los términos de su libertad condicional.

El jefe de la diplomacia ecuatoriana ha afirmado que esos «rumores» que corren por las redes sociales están «enteramente en desacuerdo con la verdad», subrayando que «Ecuador bajo ningún punto de vista se ve sujeto a una presión externa».

No obstante, ha dejado la puerta abierta a una futura revisión. «La decisión que se tome se tomará en su momento en cualquiera de las dos opciones: continuar el asilo o revisar la situación, habida cuenta de los méritos que pueda haber o no pueda haber al respecto», ha dicho, según informa ‘El Telégrafo’.

Por otro lado, ha negado que, tal y como ha denunciado Wikileaks, hayan aumentado las restricciones a Assange. Así, ha asegurado que todos los que han querido visitarle han podido hacerlo y que fue él quien rehusó usar WiFi para sus comunicaciones con el exterior. «Ecuador le ha dado siempre un tratado extremadamente humanitario», ha defendido.

Caso Assange

El anterior Gobierno de Rafael Correa concedió a Assange asilo político en junio de 2012 pero Reino Unido, donde se encontraba en esos momentos, se negó a concederle un salvoconducto para que viajara a Ecuador alegando que debía ejecutar una orden de detención cursada por la Justicia sueca.

En Suecia estaba acusado de varios cargos de abuso sexual, entre ellos una supuesta violación, la acusación más grave. En estos años, la Fiscalía sueca ha archivado todas las causas contra Assange, bien por prescripción, bien por falta de pruebas.

Sin embargo, Reino Unido ha aclarado que en cuanto el fundador de Wikileaks ponga un pie en suelo británico será detenido porque las autoridades británicas también le acusan de violar las condiciones de su libertad condicional, lo que ha prolongado su estancia en la Embajada ecuatoriana en Londres.

Moreno considera que Assange es un «problema» heredado de Correa y trata de llegar a un acuerdo con Reino Unido para que abandone la sede diplomática. En los últimos años ha regulado su estancia, por ejemplo, instándole a ocuparse de su mascota, un gato, y a no hablar de asuntos internos de países con los que Ecuador tiene buenas relaciones.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias