miércoles 17, agosto 2022
spot_img

El presidente ecuatoriano reitera que su antecesor está detrás del «plan desestabilizador»

Quito, 10 oct (Sputnik).- El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, reafirmó en una entrevista con la cadena CNN en Español que su antecesor en el cargo, Rafael Correa (2007-2017), está detrás de los intentos de perturbar la democracia y desestabilizar al actual Gobierno.

«El plan desestabilizador fue preparado incluso antes de mi triunfo electoral, sin embargo, uno de los elementos que más lo confirman es la presencia de dirigentes que se denomina la Revolución Ciudadana y la presencia inclusive de Correa», declaró Moreno.

Para el presidente actual, «esto es un plan sistematizado y el objetivo es desestabilizar el Gobierno del Ecuador».

«Todos estos grupos quieren quebrar la democracia en nuestro país», agregó.

Moreno mencionó en particular la infiltración de elementos criminales en el movimiento indígena.

«Un grupo se infiltró y fueron separados del movimiento, identificados como gente pagada que causaron conflictos en los alrededores del Palacio de Gobierno. Muchos fueron capturados e identificados procedentes de grupos terroristas, criminales», dijo.

Preguntado sobre el traslado de su Gabinete a Guayaquil, Moreno alegó que «el centro de Quito es lugar cerrado que había que protegerlo».

«No había facilidad de acercarse al Palacio, por eso decidí trasladar la sede de Gobierno a Guayaquil», añadió.

Ecuador afronta dificultades fiscales y de endeudamiento externo, por lo que buscó la ayuda del Fondo Monetario Internacional (FMI) firmando un préstamo por 4.200 millones de dólares este año, que incluye reformas y ajustes de gasto.

Después de que el Gobierno de Moreno anunciara una serie de medidas económicas a principios de este mes, entre ellas la eliminación de los subsidios al combustible, los transportistas convocaron un paro general que levantaron tras dos días de negociaciones sobre subidas a los servicios de transporte de cargas y pasajeros.

Sin embargo, las movilizaciones continuaron lideradas por otros sectores afectados.

Correa critica a Lenín Moreno por quitar subsidios

Las medidas económicas tomadas por el presidente ecuatoriano Lenín Moreno, y que desencadenaron en la crisis política que vive ese país sudamericano, fueron objeto de críticas por parte del expresidente Rafael Correa (2007-2017) quien concedió una entrevista al programa Voces del Mundo, programa radial de Sputnik, el miércoles.

«Quitando subsidios no se crea riqueza; el Estado recibe 1300 millones (de dólares) pero ningún ciudadano recibe 1300 millones; ellos mismos crearon la crisis», dijo a Radio Cooperativa.

Consultado acerca de la presencia del Fondo Monetario Internacional (FMI) en Ecuador, Correa dijo que «en diez años de mi gobierno no vimos una misión del FMI y nunca tuvimos una década tan próspera como la de 2007 y 2017, la década de la Revolución Ciudadana (…) Y no es la culpa del FMI, sino de quien se somete al él; es parte del relato hacerle creer a la gente que todo estuvo mal y que la economía va a colapsar, lo hacen para que la agente aguante pasivamente, pero con eso se puede engañar seis meses o un año».

Correa hizo un balance de los últimos años de la economía ecuatoriana y afirmó que «en 2017 creció la economía, en 2018 creció menos, en 2019 comenzó a decrecer».

«No había crisis, no había sobreendeudamiento, el déficit estaba en 5 por ciento, perfectamente manejable, pero no hay que olvidar que en 2016 tuvimos un terremoto que nos costó 3 puntos del PBI, y hubo que endeudarse para reactivar eso», rememoró.

El exmandatario, recluido en Bélgica por problemas con la justicia de su país, recordó que en su gobierno, la deuda pasó de 13.000 millones de dólares a 27.000 millones, «pero invertimos 100.000 millones de dólares, eso significa que como país, somos 86.000 millones más ricos»; y resaltó obras de infraestructura como carreteras, hidroeléctricas, centros de salud y escuelas, entre otras cosas.

«Moreno se endeudó con el sector externo en 15.000 millones en dos años y no hizo una sola inversión, se están pegando un tiro en el pie, se reducen impuestos, aranceles, con impacto fiscal y externo gravísimo; no hay tipo de cambio que pueda ajustar eso, perdimos 600 millones de ingreso fiscal», dijo.

Asimismo, denunció que el dinero ecuatoriano «se está yendo afuera» y que «prohibieron las fuentes internas de financiamiento, y solo quedó someterse al FMI, y hacer tonterías como quitar subsidios para que el país gane 1300 millones».

Luego de una semana de protestas, tras el anuncio de un grupo de medidas económicas calificadas en Ecuador como «paquetazo», el vicepresidente ecuatoriano, Otto Sonnenholzner, dijo el miércoles que prefirieron decretar la quita de subsidios para conservar la dolarización.

Desde el 4 de octubre en Ecuador rige un estado de excepción decretado por Moreno para frenar a grupos a los que acusa de realizar saqueos, ataques y destrozos.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos informó el miércoles de decenas de heridos, 477 detenidos y 31 periodistas agredidos en el país andino. (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias