martes 4, octubre 2022
spot_img

Alemania saluda prolongación de tregua en Siria pero exige medidas adicionales

Berlín, 23 oct (Sputnik).- El ministro de Exteriores alemán, Heiko Maas, expresó este miércoles su satisfacción ante la prórroga del armisticio en el norte de Siria, realizado gracias a las negociaciones entre los líderes de Rusia y Turquía, pero subrayó la necesidad de nuevos diálogos para resolver la crisis.

El martes, la ministra alemana de Defensa, Annegret Kramp-Karrenbauer, propuso crear una zona de seguridad en Siria cerca de la frontera con Turquía, propuesta que causó irritación entre los aliados de Alemania.

«En general resulta positivo que se haya prolongado el cese del fuego por 150 horas, veremos cómo se realizará», dijo el titular a la cadena N-TV, agregando que es necesario el apoyo de otros países, y la «propuesta de la ministra de Defensa no resultó suficiente para ello, hay que acudir a la comunidad internacional».

Maas destacó que Moscú y Ankara acordaron que la policía militar rusa junto con las tropas fronterizas sirias tomarían bajo su control ciertas zonas kurdas, pero eso no es una base «suficiente para construir allí una zona de seguridad», pues se debe aclarar el territorio exacto de esa zona, a quiénes defenderá y quién sería el responsable de su monitoreo.

Para el diplomático, «hubiese sido más inteligente» no hacer públicas las propuestas de Kramp-Karrenbauer antes de que concluyeran las negociaciones de Sochi.

«Sin embargo, queremos encontrar una solución al conflicto, haremos todo lo que esté a nuestro alcance para que esto sea posible», resaltó el ministro.

Según Maas, la situación en Siria afecta negativamente los intereses de Europa y, en particular, de Alemania, en lo que se refiere a la seguridad, y hasta el momento las acciones de Berlín y Bruselas eran demasiado pasivas.

Los presidentes de Rusia y Turquía, Vladímir Putin y Recep Tayyip Erdogan, firmaron el martes pasado en la ciudad rusa de Sochi un memorando que permitirá desplegar a partir del 23 de octubre la policía militar rusa y la guardia fronteriza siria cerca de la frontera sirio-turca fuera del área de la operación Fuente de Paz.

Se precisa en el documento que los uniformados rusos y sirios contribuirán a la retirada de las fuerzas kurdas y sus armas a 30 kilómetros de la frontera sirio-turca que debe completarse dentro de 150 horas desde el mediodía del 23 de octubre.

Según el documento, a partir de ese momento comenzará el patrullaje ruso-turco a 10 kilómetros de la frontera, al este y al oeste de la zona de la operación militar turca, excepto en la ciudad de Qamishli. (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias