lunes 6, febrero 2023
spot_img

En marcha ola de privatización global de recursos naturales

Washington, 15 jul (Prensa Latina) El Instituto Oakland advirtió hoy que Estados Unidos y sus aliados impulsan una ola sin precedentes de privatizaciones a escala global de los recursos naturales, en particular en países en desarrollo.
Con sede en California, el centro de pensamiento revela en un informe que instituciones financieras y agencias occidentales presionan a los gobiernos de diversos países para un ‘uso productivo’ de la tierra, en beneficio de las mineras, entidades corporativas e intereses de agronegocios.

Bajo el título de ‘Impulsando el despojo: el impulso global para desbloquear el potencial económico de la tierra’, el estudio considera que Estados Unidos es un jugador clave en la ofensiva sin restricciones para privatizar tierras en todo el mundo.

Con la deforestación y la extracción de combustibles fósiles ayudando a alimentar la crisis climática, los gobiernos están siendo empujados hacia esa dirección, alertó en un comunicado el director de políticas del Instituto Oakland y autor principal del informe, Frederic Mousseau.

De acuerdo con Mousseau, la mayor parte de la tierra en el planeta, especialmente en el Sur, es pública o mantenida bajo sistemas de tenencia consuetudinaria, lo cual es visto por dichos intereses como un obstáculo para la explotación y el crecimiento económico.

Para llegar a estas consideraciones el Instituto Oakland, fundado en 2004, incluyó en su estudio a países como Ucrania, Myanmar, Sri Lanka, Zambia, Papua Nueva Guinea y Brasil y determinó que la privatización mundial de la tierra a menudo está directamente impulsada por los intereses de Estados Unidos.

En el caso de Zambia, el informe subraya que ese país se ve afectado por una oleada de nuevas empresas estadounidenses y europeas que intentan aplicar la tecnología blockchain a los registros de tierras, en referencia al libro digital creado para Bitcoin.

Fuentes allegadas a ese proceso afirman que el uso de blockchain ayudará a desbloquear billones de dólares en reservas minerales globales que son inaccesibles debido a sistemas de gobernanza de la tierra poco claros.

Asimismo, en Sri Lanka -puntualiza- una entidad del gobierno de Estados Unidos conocida como Millenium Challenge Corporation estableció en 2019 un pacto de cinco años por 480 millones de dólares para mapear y digitalizar tierras públicas, a fin de ‘estimular la inversión y aumentar el uso de la tierra como un activo económico’.

De esa manera este acuerdo, siempre según la fuente, cambiaría el control de millones de hectáreas fuera del Estado hacia intereses privados.

En la práctica, advierte, el alivio de la pobreza ha pasado a segundo plano para promover el crecimiento del sector privado, lo cual se traduce en que los países cambien sus políticas en cumplimiento de un marco económico neoliberal, incluida la privatización y la mercantilización de la tierra, a cambio de importantes subvenciones financieras.

A su vez, el estudio denuncia el empuje agresivo del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, para asumir el control de los territorios indígenas en la selva amazónica, donde las invasiones ilegales de tierras y los incendios masivos impulsados por intereses agrícolas y mineros amenazan a los pueblos originarios, al tiempo que contribuyen a la deforestación y la crisis climática.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias