martes 4, octubre 2022
spot_img

Presidente Alvarado asegura que acuerdo con FMI no contempla venta del ICE ni bancos estatales

San José, 30 Sep (Elpaís.cr).- El Presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, declaró que la propuesta de acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), no contempla la venta de activos como los bancos estatales y el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE).

Durante el Consejo de Gobierno ampliado, celebrado en Puntarenas, el mandatario expresó su compromiso de preservar la estabilidad del país y de impedir que Costa Rica caiga en una crisis que afectaría severamente a todos, particularmente a los más pobres.

Además, Alvarado reiteró que deben ser los más pudientes los que paguen los impuestos para sanear las finanzas públicas y poder seguir construyendo infraestructura y obra social.

“No hay una salida sencilla ni de la pandemia, ni de la crisis económica, no la hay”, reconoció, reafirmando su compromiso de continuar haciendo lo correcto por sacar el país adelante, aunque esto genere el rechazo de algunos sectores.

Tras reiterar su compromiso de preservar la estabilidad económica y social de Costa Rica, el presidente pidió a la ciudadanía trabajar juntos por soluciones que permitan prevenir una severa crisis, que paralizaría la economía y la inversión pública en infraestructura y obra social y afectaría a toda la población, en particular a los más vulnerables.

El mandatario también resaltó la trascendencia para el futuro del país de las negociaciones que lleva adelante el gobierno para lograr un acuerdo con el FMI, que permita la estabilidad fiscal y generar las condiciones para la reactivación de la economía nacional, severamente golpeada por el impacto de la pandemia.

“Tenemos que actuar pronto, y aún estamos a tiempo para evitar una crisis”, aseguró, al tiempo que reconoció la compleja disyuntiva que enfrenta el país. “Si tenemos mascarilla es porque hay una pandemia que afecta gravemente nuestra salud, pero también a nuestra economía”, dijo.

El jefe del Ejecutivo destacó que países como Chile, Colombia o Alemania tienen margen fiscal para prolongar sus beneficios a las empresas y a las personas, contrario a Costa Rica que no tiene ese margen de acción.

En ese sentido, fue enfático en que de no conseguir nuevos recursos no se podrá continuar con la obra pública que se construye en materia social e infraestructura, haciendo referencia a obras particulares en la provincia como la ampliación de La Angostura, proyectos de vivienda o la construcción del nuevo hospital de Puntarenas.

“Porque para esos puentes, para esos atracaderos, para esos caminos, para esas escuelas”, se requieren los recursos que hoy no disponemos, en gran parte por el impacto de la pandemia, dijo.

“No hay una salida sencilla ni de la pandemia, ni a la crisis económica, no la hay”,  añadió al pedir la unidad del país.

Alvarado se refirió también a los esfuerzos que ha hecho el gobierno en contención del gasto. “Hemos recortado 318 mil millones de colones, –eso es la mitad de FODESAF–, que estaban presupuestados para hacer esas carreteras, esos puentes, esas escuelas, para mantener esos servicios básicos”.

De seguido, manifestó su oposición a vender el patrimonio institucional de Costa Rica. “Por eso no hemos puesto sobre la mesa de negociación ni al ICE, ni a los bancos”, dijo, aseverando que “yo no voy a vender ese patrimonio”. Pero de inmediato se preguntó: “Si no vamos a vender ese patrimonio y no vamos a subir impuestos, ¿qué vamos a hacer?, ¿Vamos a despedir gente del sector público? ¿Tenemos los votos para hacerlo?”, expresó, dirigiéndose a los diputados ahí presentes.

Alvarado coincidió con los congresistas en que deben ser los más pudientes los que deben pagar en términos de impuestos. “No toca a los más pobres, no toca salarios del 70% de la población y les devuelve la transacción del IVA a la canasta básica. Toca a quienes tienen salarios superiores, a las empresas, a las grandes transacciones”, explicó.

Al hacer referencia a las manifestaciones protagonizadas este miércoles en diferentes partes del país, el mandatario dijo que, “a veces hacer lo correcto no es lo más aplaudido”, reconociendo que hay descontento generado en buena parte por el impacto de la pandemia y particularmente por el alto desempleo.

Al final, hizo una exhortación a sacar este maravilloso país adelante, trabajando en conjunto, acotando que “no es casual como lo dijo doña Claudia (Dobles) que revistas y periodistas extranjeros estén fijándose en la Isla San Lucas. No es casual, es porque es Costa Rica, porque nuestro país es diferente y debemos creer en nosotros mismos”, concluyó el presidente Alvarado.

 

 

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias