miércoles 1, diciembre 2021
spot_img

Panamá en confinamiento ante avance de la Covid-19

Panamá, 4 ene (Prensa Latina) La mitad de la población panameña inicia hoy un nuevo proceso de cuarentena total por 14 días debido al crecimiento acelerado de contagios, ingresos y muertes por la Covid-19.
Según las autoridades de salud, la medida restrictiva de movimiento regirá solo en la provincia de Panamá, donde radica esta capital, y la vecina Panamá Oeste para reducir el número de personas que circulan en las calles, barrios y comercios, y con ello el avance de la infección.

La estrategia reglamenta las salidas en días alternos por género y el último número de la cédula de identidad personal o pasaporte para realizar compras en farmacias y supermercados y recibir otros servicios esenciales.

A juicio del ministro de Salud, Luis Francisco Sucre, con esta medida que impacta al menos a 2,2 millones de personas, intentan frenar la cadena de transmisión de la enfermedad, por lo que el aislamiento contempla el cese de la jornada laboral.

De acuerdo con las regulaciones, los adultos mayores de 60 años y discapacitados realizarán sus compras y diligencias entre las 11:00 y las 13:00, hora local, sin importar el número de cédula, pero en los días establecidos para hombres y mujeres.

Para el resto de las provincias del país el toque de queda se mantiene de 19:00 a 05:00, hora local, en tanto la cuarentena total regirá el sábado 9 y domingo 10 de enero, mientras que los taxis circularán en jornadas alternas de pares o nones, de acuerdo al último número de la placa.

Sucre recordó que estas nuevas medidas se suman a las vigentes como el establecimiento de cercos sanitarios en varios puntos del territorito nacional y el cierre de playas, ríos, comercios, áreas deportivas, empresas e instituciones, entre otros lugares.

Esta nación centroamericana sufre desde noviembre último un vertiginoso crecimiento del coronavirus SARS-CoV-2, causante de la Covid-19, y hasta ayer el acumulado de fallecidos fue de cuatro mil 140, mientras el número de contagios registró 253 mil 736 personas desde el primer reporte de la enfermedad el pasado 9 de marzo.

La curva epidémica actual supera el peor momento anterior del mal, la cual tuvo su pico máximo en la primera semana de agosto de 2020 como consecuencia de la flexibilización en la movilidad, tras levantar la cuarentena total establecida entre el 25 de marzo y el 13 de mayo, la cual permitió minimizar el avance del padecimiento.

La crisis sanitaria, con epicentro en la capital del país y Panamá Oeste, obligó a la apertura de salas asistenciales alternativas en carpas militares, un gimnasio y el centro de convenciones Amador, entre otros espacios.

Ello amplió en mil 500 las camas disponibles para ingresos de pacientes que requieran asistencia médica directa, respiración asistida y cuidados intensivos.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias