jueves 6, octubre 2022
spot_img

Presidente de México califica la liberación de Assange como un «acto humanitario»

Ciudad de México, 6 ene (Sputnik).- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, declaró este miércoles que la liberación del fundador de WikiLeaks, Julian Assange, significaría un acto humanitario por parte de la justicia británica.

«El principal de los derechos humanos es el derecho a la vida y él (por Assange) está en una situación delicada de salud y no podría soportar más tiempo en la cárcel. Sería un acto humanitario de grandes dimensiones si se le otorga el indulto», señaló el mandatario mexicano en su alocución diaria.

El lunes, López Obrador celebró la negativa de una jueza del Reino Unido al pedido de extradición del activista australiano hecho por Estados Unidos.

De la apelación del Gobierno estadounidense a esa medida depende el resultado del ofrecimiento de asilo hecho por el mandatario mexicano ese mismo día.

También de las propias voluntades de Assange, que no aceptaría dicha propuesta, según dijo a Sputnik uno de sus abogados, Carlos Poveda.

«Ojalá no se apele para que se le conceda la libertad a Assange, por considerar de que se trata de un asunto de la defensa de sus derechos fundamentales», deseó López Obrador.

La decisión tomada el lunes por el Tribunal Penal Central de Londres de rechazar la extradición a Estados Unidos fue debido a la frágil salud mental del periodista, que conlleva el riesgo de suicido.

La Justicia estadounidense reclama al exdirector de WikiLeaks para juzgarle por un cargo de conspiración para infiltrar sistemas informáticos gubernamentales y otros diecisiete por supuestos delitos de obtención y difusión de información confidencial en violación de la ley de Espionaje.

Las imputaciones de EEUU están relacionadas con la publicación en WikiLeaks de unos 90.000 partes de actividades de la guerra en Afganistán, 400.000 de acciones en Irak, 250.000 «cables sin editar» del Departamento de Estado y más de 800 informes sobre los reclusos retenidos en Guantánamo.

El australiano se refugió en 2012 en la Embajada ecuatoriana en Londres cuando era buscado para ser interrogado por supuestos delitos sexuales en Suecia y permaneció allí hasta abril de 2019, cuando lo arrestó la policía británica; poco después EEUU pidió su extradición. (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias