domingo 4, diciembre 2022
spot_img

¡Y dale!

Siempre será la ruta más fácil: nuevos impuestos o aumentos de impuestos. El 13% del IVA es ya grosero y provoca abundantemente la evasión. Aumentarlo es aumentar la evasión (“¿con factura o sin factura?). Y es reducir el consumo. Meterle impuesto a las transacciones bancarias es obligarlo  a uno a usar más efectivo y a guardar la plata en alguna hendija casera, lo mismo que a perder tiempo en filas para pagar. Vamos para atrás, ni siquiera como el cangrejo que lo que va es de medio lado.

Una nueva “idea”: congelar las pensiones. Congelar el monto bruto de las que superen ¢450 000. Es de suponer que consultaron a los teóricos de los alienígenas ancestrales, sobre cuál era el monto justo y necesario para darle más por la jupa a los pensionados.   Con astucia indígena uno podría pensar que es que de ¢450000 para arriba ya son pensiones de lujo.

Fíjense, ñatos, primero eran 4 MM, luego 2.2 y ahora ¢450 000. No se hace lo mismo con los sueldos, los que se congelaron en 4 MM, en el 2018. Claro, el pensionado no merece protección y si está vivo todavía es porque lo tienen escondido y el cochino virus chino no ha podido alcanzarlo. Nada somos. Imagínese que se venga una señora inflación para lo cual basta con que siga el dólar subiendo,  lo mismo que las gasolinas. Por más inflación que ocurra no habría ajuste de pensiones  (de las que se pretende afectar). Se dirá que suave, que todavía no hay nada en blanco y negro. Mas, hasta el más tarado sabe que cuando el río suena, piedras trae. La esperanza es que sienten líneas claras y contundentes en cuanto a hasta donde de veras rigen los derechos humanos en estas épocas de desmadre fiscal agravado pandémicamente.

El dilema de la oposición es nítido: o la hace, en el buen sentido de racional contrapeso y se expone a acusaciones de que no vela por la patria, o abandona su obligación (impuesta en las elecciones en que se le favoreció), lo que entonces  tendrá un serio costo político. Con el panorama económico que no ha terminado de configurarse pero que claramente se oscurece  y con un virus tan carga que apenas  apareció la vacuna comenzó a mutarse, solo podemos pensar  en que “sombras  nada más”. Y aguárdense: continúan sin descanso  los deshielos  y están renaciendo billones de microbios que estaban sesteando esperando el derretimiento milenario de su cárcel. Manténgase confesados y al día no solo con los impuestos sino y sobre todo con el pago de las penitencias sentenciadas por el cura.

(*) Mauro Murillo A. es Abogado

Más noticias

4 COMENTARIOS

  1. Y nada que hacen por donde encoger al estado, a pesar del montón de duplicidades y obsolescencia de un montón de instituciones y sectores estatales. Ya es muy claro para que pagamos impuestos, mantener una planilla estatal gigante que no aporta mucho.
    Los empleados privados y empresarios somos los «sugar daddy» de los burócratas.

  2. Sergio Pérez: su apego a la mentira es cínico e impresionante, además los empresarios privados que quieran producir son más bien víctimas de la codicia del capital financiero que los ahoga con las tasas de interés, no de los trabajadores del sector público a los que usted gratuitamente denigra. Enconger el estaod es reducir la demanda agregada de bienes y servicios ¿a quien van a venderle los productores? ¿ a los del narco? lo dudo mucho.

  3. La culpa es del PLN,PUSC y el partido de las focas muertas de hambre de restauración,que les aprueban todo a este gobierno,yo no le echaría la culpa solo al nefasto poder ejecutivo de este gobierno, sino también a la asamblea legislativa camaradas de este gobierno.

    • Excelente artículo don Mauro. El desgobierno de los políticos al servicio de los grandes empresarios nos esta comvirtiendo en una sociedad sin derechos. Qué pena con juristas de la estatura de doña Elizabeth Odio y don Edgar Ugalde, adalides en la defensa del derecho internacional que se han ganado un lugar de primer nivel en el concierto de las naciones. Pena que deberia darle a nuestra clase politica.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias