martes 27, septiembre 2022
spot_img

Desmentido afecta fines electorales de expresidente de Perú

Lima, 14 feb (Prensa Latina) La certeza hoy de que el expresidente peruano Martín Vizcarra mintió al confirmar su participación como voluntario en los ensayos de la vacuna Sinopharm cuando ejercía el cargo, afecta su situación jurídica y ambiciones electorales.
El fulminante desmentido de la Universidad Cayetano Heredia, cuyos laboratorios estuvieron a cargo de seis mil de las 12 mil pruebas de la vacuna china, no dejó ningún resquicio de duda y echó por tierra su alegato, consigna la prensa local.

Cesado el 9 de noviembre último por graves indicios de corrupción, el exgobernante llegó inclusive a agitar ante la prensa un cuadernillo que mostraba su supuesta cartilla de control como voluntario en la vacunación.

Un comunicado de ese centro académico precisó que una verificación del estatal Instituto Nacional de Salud (INS) comprobó con la información proporcionada por la Universidad, que Vizcarra y su esposa, Mabel Díaz, ‘no forman parte del grupo de 12 mil voluntarios sujetos de investigación’.

El desmentido pone en duda además su aseveración de que, en definitiva, no recibió la vacuna sino un placebo, el que fue administrado a la mitad de los voluntarios.

Hasta se sometió ante los periodistas a una prueba rápida de descarte de coronavirus, la cual supuestamente demostró que no tenía anticuerpos y, por tanto, no fue vacunado y recibió el placebo.

La precisión de la Universidad Cayetano Heredia tiende, por otra parte, a consolidar la seguridad de que Vizcarra simplemente aprovechó el cargo para gestionar con el responsable de las pruebas de ese experimento, que estaba en su fase final, para conseguir que le sea aplicada la vacuna.

Lo sucedido hizo recordar las veces que Vizcarra criticó las pretensiones reeleccionistas de los parlamentarios como búsqueda de impunidad, y el hecho que actualmente postule a una curul en el Congreso de la República, comentaron informativos.

La posibilidad se empequeñece no solo porque ha perdido imagen ante el electorado, sino también porque en el Parlamento, controlado por grupos que lo adversan, se alista un proceso en su contra, el cual puede terminar con su inhabilitación para desempeñar cargos públicos.

También es posible que sea investigado y juzgado por el posible delito de recibir prebendas (la vacuna), aunque no pudiera demostrarse que dio algo a cambio.

El testimonio de Germán Málaga, uno de los responsables de que Vizcarra y su esposa recibieran en octubre las dos dosis de la inyección, será clave, y el científico ha sido convocado a declarar por la Comisión de Fiscalización.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias