miércoles 1, diciembre 2021
spot_img

La UE aboga por dialogar con los talibanes para evitar crisis migratoria

Bruselas, 17 ago (Sputnik).- La Unión Europea (UE) debe mantener contactos con las nuevas autoridades de Afganistán para evitar una crisis migratoria y humanitaria, declaró el jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell.

Borrell reconoció que el talibán (proscrito en Rusia) «ha ganado la guerra» en Afganistán.

«Debemos mantener contactos con las autoridades en Kabul, sean quienes sean, para evitar una crisis humanitaria y migratoria», dijo.

Añadió que también es importante tener acceso al aeropuerto de Kabul para posibilitar la evacuación de los empleados de misiones diplomáticas.

Destacó que no se trata del reconocimiento oficial del talibán, pero «es necesario resolver cuestiones prácticas».

Además, Borrell aseguró que la UE seguirá prestando a Afganistán ayuda humanitaria independientemente de la situación política en el país.

«La ayuda humanitaria al pueblo de Afganistán se proporcionará independientemente de la situación política, incluso se puede aumentar» si es necesario, señaló.

Sin embargo, el jefe de la diplomacia europea enfatizó que se debe distinguir la ayuda humanitaria y la ayuda para el desarrollo del Gobierno, la última de las cuales no se está prestando actualmente y dependerá de una serie de condiciones.

En particular, indicó, la cooperación con el Gobierno afgano dependerá de sus acciones en materia de derechos humanos, la lucha antiterrorista y otras esferas importantes.

«La cooperación con el futuro Gobierno en Afganistán estará condicionada a una resolución pacífica e inclusiva, al respeto de los derechos fundamentales de todos los afganos, incluidas las mujeres, los jóvenes y las minorías, así como al cumplimiento de los compromisos internacionales por Afganistán, entre ellos la lucha contra el terrorismo y la corrupción», enfatizó.

Del 6 al 14 de agosto, el movimiento talibán se hizo con el control de todas las capitales provinciales y el día 15 entró en Kabul, tomando el poder en la ciudad y, como aseguró más tarde, todo el país.

La ofensiva de los islamistas rebeldes contra las tropas gubernamentales concluyó dos semanas antes de finalizar la retirada de Estados Unidos y sus aliados, tras dos décadas de presencia militar en Afganistán.

El presidente afgano, Ashraf Ghani, abandonó el país. Los talibanes afirmaron que aspiran a un «traspaso completo» del poder, y a la vez aseveraron que en los próximos días sostendrían negociaciones nacionales para formar «un gobierno transparente, inclusivo e islámico». (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias