viernes 9, diciembre 2022
spot_img

Presidente de México pide investigar a académicos acusados de malversación

Ciudad de México, 24 sep (Sputnik).- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, expresó este viernes su respaldo a la Fiscalía General de la República (FGR) que acusa a 31 académicos de un foro consultivo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) de «delincuencia organizada», enriquecimiento ilícito y peculado, por el equivalente a unos 12 millones de dólares.

«Que se investigue y si hay corrupción que se castigue», dijo el jefe del Ejecutivo federal en conferencia de prensa.

A continuación, el mandatario preguntó sí el combate a la corrupción y la impunidad puede ser selectivo, dejando fuera a personas influyentes: «¿Vamos a excluir a grupos, potentados de las élites de la ciencia, de la intelectualidad o economía o aplicamos parejo (la ley)?».

El caso lo encabeza el fiscal general Alejandro Gertz, que ya recibió dos negativas de jueces a quienes solicitó órdenes de detención contra los acusados, pero anunció que hará una tercera petición judicial.

Al referirse a la «polémica» sobre la imputación a los académicos del Conacyt, López Obrador dijo que los integrantes de ese foro «tenían una asociación civil, un grupo de investigadores, se iban a congresos y se les tenía que pagar del presupuesto hasta para sus lujos».

Cuestionó además las críticas al Gobierno expresadas por los académicos, quienes «cuando ya no hay esas extravagancias, el derroche, pues entonces se inconforman y se quejan de que no se invierte en la ciencia» y que no les importa la innovación tecnológica.

La acusación es por presunta malversación de 244 millones de pesos (unos 12 millones de dólares) recibidos por el Foro Consultivo Científico y Tecnológico de parte del Conacyt durante el Gobierno anterior de Enrique Peña Nieto (2012-2018).

El caso ha desatado una controversia en la que cientos de académicos, el rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Enrique Graue, y legisladores del oficialista Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) descalifican en distintos pronunciamientos la acusación, con el mismo adjetivo, llamándola un «despropósito».

La polémica

López Obrador leyó un informe, según el cual entre 2002 y 2018 el Foro Consultivo recibió unos cinco millones de dólares para proyectos de ciencia y tecnología, y alrededor de 23,5 millones de dólares para cubrir gastos de operación.

Esos gastos sirvieron para «chóferes, celulares, servicios de bocadillos, salarios e impuestos de alrededor de 40 personas, comidas en restaurantes de lujo y viajes al extranjero», además de un inmueble en el barrio colonial capitalino de Coyoacán.

Más de 600 catedráticos de la UNAM, del Instituto Politécnico nacional (IPN), de la jesuita Universidad Iberoamericana y la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), firmaron una carta exigiendo a la Fiscalía respetar un dictamen de la Suprema Corte de Justicia de la Nación sobre ese foro consultivo, reconocido en la Ley de Ciencia y Tecnología vigente del 2002 al 2020.

La protesta señala que el máximo tribunal sentenció el 17 de agosto de este año que «fue legal que el Conacyt hubiera otorgado recursos públicos al Foro Consultivo para su operación desde el 2002 hasta el cambio del Estatuto Orgánico del Conacyt, el 17 de febrero de 2020».

Consideran que la imputación se hace «sin fundamentos», y manifiestan su rechazo a lo que llaman «acciones de represión».

Por su parte, el rector de la UNAM dijo en foro académico esta semana que la intención de encarcelar a 31 académicos es «un despropósito inconcebible».

«La Universidad Nacional Autónoma de México reitera su confianza en la correcta y proporcionada aplicación de la justicia y creemos firmemente en la división de poderes y en su autonomía, con un respeto irrestricto a la defensa de los posibles involucrados», expresó Graue.

Académicos y estudiantes del Colegio de México, centro de investigación y enseñanza superior, señalaron en otro posicionamiento que en las acusaciones contra el Foro Consultivo, «la desmesura de dichas acciones salta a la vista».

«No se trata esta vez de una ‘laguna’ de nuestro Estado de Derecho, sino de una utilización facciosa de una de las instituciones centrales en que éste descansa», añadieron.

El líder de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, también se manifestó al respecto.

«Como universitario me preocupa que se dé este clima de crispación, de polarización con la comunidad científica», dijo Monreal.

El legislador consideró que un proyecto para ampliar las pesquisas a todas las universidades públicas «no solo es una exageración, sino un despropósito para los que hacen ciencia en este país; hay que fortalecer las universidades, no perseguirlas». (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias