domingo 28, noviembre 2021
spot_img

Avances y retos a dos años del estallido en Chile

Santiago de Chile, 18 oct (Prensa Latina) Los chilenos conmemoran hoy el segundo aniversario del estallido social con avances en la redacción de una nueva Constitución y tareas pendientes en la investigación y sanciones por las violaciones de los derechos humanos.

El 18 de octubre de 2019 comenzó en esta capital un movimiento, impulsado por estudiantes, contra el alza de la tarifa del metro, que posteriormente se extendió por todo el país y demostró el descontento de la población con las desigualdades sociales y el modelo neoliberal.

Una de las principales demandas de las revueltas fue cambiar la actual carta magna, heredada de la época de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990), y fortalecer el papel del Estado en la provisión de los servicios básicos.

Instalada el 4 de julio tras la elección por voto popular de sus 155 integrantes, entre ellos 17 de pueblos indígenas, la Convención Constitucional ya aprobó su reglamento y hoy comienza a redactar la nueva ley fundamental.

‘Este Chile no es el mismo que existía antes del 18 de octubre. Se ha instalado el deseo de construir una democracia robusta y diversa’, escribió en su cuenta de Twitter la académica mapuche y presidenta de la Convención Constituyente, Elisa Loncon.

Las protestas de octubre fueron violentamente reprimidas por los Carabineros y fuerzas militares, con saldo de cerca de 30 muertos, miles de heridos y 460 personas con daños oculares producto del disparo de perdigones o bombas lacrimógenas.

Dos años después del estallido social, estamos más cerca de la impunidad que de la verdad y justicia, denunció el director del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Sergio Micco.

Un balance del INDH refleja que de las tres mil 72 querellas presentadas por el organismo por la violencia policial, sólo cuatro recibieron sentencias condenatorias.

El director del INDH lamentó que el Estado no esté cumpliendo con el deber de sancionar las graves violaciones de los derechos humanos y que tampoco se avance en la reforma de la policía.

‘El 18 de octubre marca el momento en que el pueblo chileno dice basta a una cultura de resignación ante los abusos. Por lo tanto es un momento de conmemoración respecto del país que debemos construir’, declaró el candidato de izquierda a la presidencia Gabriel Boric.

En ocasión del segundo aniversario del estallido, organizaciones sociales convocaron a una manifestación en la Plaza Baquedano, bautizada como Plaza de la Dignidad, de esta capital, donde el gobierno anunció el despliegue de cinco mil efectivos de Carabineros.

Demostraciones similares tendrán lugar también en otras importantes ciudades del país para exigir justicia, reparación a las víctimas y liberación de los presos políticos.

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias