viernes 20, mayo 2022
spot_img

Canciller bielorruso asegura a Borrell que Minsk busca solucionar la crisis fronteriza

Minsk, 16 nov (Sputnik).- El ministro de Exteriores de Bielorrusia, Vladímir Makéi, aseguró en una conversación telefónica con el alto representante de la Unión Europea para política exterior, Josep Borrell, que su país busca dar solución a la crisis de migrantes en la frontera con Polonia, informó la Cancillería bielorrusa.

«El ministro (Makéi) reafirmó la apuesta de Bielorrusia por una búsqueda conjunta de vías para resolver los problemas existentes, incluida una solución lo más urgente posible de la crisis migratoria», dice el comunicado.

El canciller bielorruso informó a su interlocutor del «endurecimiento del régimen migratorio en Bielorrusia», destacando «los importantes esfuerzos de la parte bielorrusa para facilitar la asistencia humanitaria a los migrantes, en particular en cooperación con organizaciones sociales e internacionales», se agrega.

Al mismo tiempo, Makéi trasladó a Borrell el firme rechazo de Minsk a las sanciones como herramienta política de presión contra un Estado soberano e independiente, y advirtió de sus consecuencias negativas tanto para las relaciones bilaterales como para la estabilidad y la seguridad regional, indica la nota.

Según el texto, los interlocutores acordaron seguir adelante con los contactos bilaterales.

A su vez, el jefe de la diplomacia comunitaria señaló tras conversar con el ministro bielorruso que urgió a Minsk a tomar medidas para restablecer la seguridad en la frontera.

«Pedí una acción urgente para restablecer la seguridad en las zonas fronterizas de Bielorrusia con la UE y abordar la difícil situación humanitaria de las personas varadas allí», tuiteó Borrell.

La situación en la frontera bielorruso-polaca se agravó la semana pasada, donde miles de migrantes –en su mayoría, procedentes de Irak, y otros países de Oriente Medio– se han reunido con la esperanza de entrar en la Unión Europea.

Las autoridades polacas han aumentado la seguridad fronteriza, reforzándola con el Ejército y frustrando los intentos de los inmigrantes irregulares de entrar en el país, y acusan a Minsk de provocar una crisis migratoria con fines políticos.

Bielorrusia, a su vez, refuta estas acusaciones, alegando que Polonia está expulsando por la fuerza a los migrantes.

El 15 de noviembre, el Consejo Europeo aprobó un marco para extender las sanciones a las personas y entidades que facilitan el cruce ilegal de las fronteras exteriores de la UE desde Bielorrusia. (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias