martes 29, noviembre 2022
spot_img

Un total de 16 personas han sido detenidas en México por asesinatos de periodistas en 2022

Ciudad de México, 17 mar (Sputnik).- Autoridades mexicanas han detenido a 16 acusados por cuatro de los seis asesinatos de periodistas perpetrados este año que son investigados como delitos contra la libertad de expresión, informó este jueves el subsecretario federal de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, Ricardo Mejía.

«En resumen, durante el presente año han habido seis homicidios de periodistas, de los cuales al momento se cuenta con 16 detenidos, todos vinculados a proceso penal», dijo el funcionario federal en la presentación del informe mensual de Seguridad Pública.

Mejía indicó que no hay detenidos en el caso de José Luis Gamboa, fundador del medio digital La Noticia de Veracruz (sureste), asesinado el 10 enero, ni hay arrestos relacionados con la muerte a balazos en su domicilio de Armando Linares, director de Monitor Michoacán, el martes pasado, aunque los fiscales cuentan con imágenes de los asesinos, grabadas en cámaras de seguridad.

El informe no presentó información de otros tres asesinatos de periodistas cometidos este año, que las autoridades federales no consideran asociados a su actividad profesional.

Por su parte, el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que «la diferencia es que antes los crímenes tenían que ver con el Estado principal, el violador principal de los derechos humanos».

López Obrador volvió a rechazar una resolución del Parlamento Europeo que el 10 de marzo pasado calificó a México como «el país más peligroso para la prensa fuera de zonas de guerra», donde la impunidad en 47 asesinatos registrados desde de julio de 2018 es casi total.

«Nuestros adversarios, por politiquería, llegan hasta el Parlamento Europeo», pero quienes promovieron ese pronunciamiento «fueron de la ultraderecha, sobre todo de España», cuestionó.

El informe no ofrece información del asesinato de Roberto Toledo, colaborador de Monitor de Michoacán, perpetrado el 31 de enero, cuando el director de ese medio -asesinado esta semana- denunció amenazas de muerte de autoridades locales, involucradas en posibles casos de corrupción.

El informe tampoco incluye las pesquisas sobre la muerte a puñaladas de Jorge Camero Zazueta, periodista de El Informativo, del estado Sonora (noroeste), el 25 de febrero, que las autoridades locales asocian a posibles vínculos con el crimen organizado.

En la lista tampoco aparece el caso de una presentadora de televisión y modelo, Michelle Pérez, de 29 años, conocida como ‘Michell Simón’, quien llegó de Veracruz a buscar trabajo en la capital, donde fue asesinada en un hotel y su cuerpo abandonado en un paraje boscoso.

El subsecretario federal de Gobernación, Alejandro Encinas, encargado de la protección de derechos humanos, reconoció en un foro con periodistas el miércoles que las autoridades «no hemos logrado frenar la violencia contra la prensa y menos revertirla».

«Las fiscalías, que son los órganos responsables para garantizar la integridad a periodistas y personas defensoras, han abdicado a su responsabilidad y recargado todo al Mecanismo de Protección» de comunicadores, dijo Encinas en el encuentro organizado por la embajada de Noruega.

El funcionario que asistió este jueves a la presentación del informe gubernamental agregó que «el fenómeno es muy complejo, se viene arrastrando desde hace décadas y está muy relacionado con grupos delictivos enquistados en las instituciones públicas», sobre todo a escala local, no federal.

En el mismo foro, la directora pare México de Artículo 19, Paula Saucedo, lamentó que, desde el poder, «la polarización, el estigma, y la criminalización (de los periodistas), solo aumenta los riesgos de sufrir más violencia».

La organización defensora de la libertad de expresión estima que cada 13 o 14 horas un periodista o medio de comunicación es agredido en el país. (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias