lunes 27, junio 2022
spot_img

El poder produce de todo, nada bueno por cierto

Ser capaz de criticar sin despertar voces de irritación, no es mi personal estilo, no puedo, quizá por eso nunca fui político, ni obtuve puestos políticos. La verdad es enemiga jurada de la política, así como la política no puede aceptar la verdad, la verdad no puede caminar a su lado.

Nunca como en este siglo, se ha engañado más vulgarmente a los ciudadanos que en veinte siglos anteriores, ahora los políticos son además de falsos por antonomasia, están en las sábanas de satín del consumismo desmedido, abriendo cada día más una brecha social que tarde o temprano, todos hemos de pagar muy caro.

Las elecciones de presidente y las de alcaldes, se han convertido en una fábrica de individuos que causan muchos males al país. Yo no le creo a ninguno, de ninguna manera, se que el discurso es un engaño que únicamente busca el voto, saltándose los más elementales principios éticos y morales.

Hoy, en medio de una crisis de los precios mundiales del petróleo, con un país que depende de él en un elevado costo, el presidente Chaves, un perfecto desconocido, logra un triunfo raquítico (un millón cien mil o menos contra novecientos noventa mil), eso es un triunfo, pero raquítico.

Recuerdo haber explicado por este mismo medio: www.elpais.cr, el error de Solís cuando ebrio de poder nombró a su amigo Figueres en una DIS que había prometido eliminar y colocó la bandera de la diversidad en la casa presidencial de “todos los Costarricenses”, gobernó con una risa cínica perenne y acabó encabezando la lista de peor presidente, expliqué que al no tener ni pasado, ni presente ni futuro político, nada le importaría lo que opinaran de él: “Después de mi, el diluvio”.  Ese sería su lema y así lo recordarán las futuras generaciones. Llegando “el delfín suyo” a sustituirlo, se creó un hueco en la historia patria de ocho años de vacilón, que no se podrá subsanar en tres décadas.

Hoy, viendo en un medio nacional la explicación-excusa del aumento irracional de los salarios de los ministros y viceministros, a expensas de disminuir la planilla estatal, es decir al perro flaco se le pegan las pulgas. No encontré ninguna justificación a este estilo de gobernar, decir una cosa y hacer otra, yo no voté por él, no me parecía correcto elegir a quien por tres décadas había estado alejado de la realidad de Costa Rica, por más economista que sea, al cabo hay muchos economistas.

Sin necesidad se ser Soraya de Persia ni Madame Gandara, “veo un negro porvenir”, al final hemos tenido lo que queríamos, porque la mayoría manda, por equivocada que esté, es la mayoría.

Decir que se eliminaba la mascarilla entrando apenas a la presidencia e ignorando los criterios médicos más ortodoxos, no es lo más saludable, quitar la obligatoriedad de la Vacuna que hemos visto que si ha funcionado, es una falta de coherencia entre verdad y política.

Decir que el dólar se devalúa por carencia de reservas, siendo economista, es una aseveración carente de juicio y quizá hasta excelente para propiciar innecesariamente el temor de los inversionistas.

No creo que pueda cambiar, por la sencilla razón de que “ya se instaló”, ahora el poder es suyo por cuatro años y “después de mi el diluvio”.

(*) Dr. Rogelio Arce Barrantes es Médico

Más noticias

1 COMENTARIO

  1. Don Rogelio, el aumento a los jerarcas no fué irracional, estaban muy por debajo de algunos de sus subalternos, y era muy poco para el perfil de profesional que se ocupa para el puesto, además de la gran responsabilidad que conlleva su labor.
    El problema de gobiernos anteriores era que el que estaba de jerarca no le interesaba el salario, estaba ahí por razones oscuras, la plata la recibían por otros medios poco honestos.
    Yo que trabajo en algo «no tan crítico» como jerarca de un ministerio, gano mucho más que lo que estaban ganando muchos de esos ministros, y yo no tengo ninguna letra antecediendo mi nombre, «soy un simple mortal», tampoco me sobra el dinero, al igual que la mayoría me toca ajustar o enjaranarme para comprarme las cositas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias