martes 27, septiembre 2022
spot_img

Colombia y Venezuela inician etapa de buena vecindad

Caracas, 12 Ago (Sputnik).- El final de una etapa «dolorosa» entre Colombia y Venezuela parece acercarse.  Las designaciones de los respectivos embajadores en Caracas y Bogotá representan un paso firme hacia el restablecimiento total de las relaciones bilaterales.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, sorprendió el jueves a su país con el nombramiento del excanciller Félix Plasencia como responsable de la embajada venezolana en Bogotá.

Por su parte, el colombiano Gustavo Petro confirmó a Armando Benedetti como el nuevo encargado de la embajada neogranadina en Caracas.

«La decisión del presidente Petro de nombrar al embajador de Caracas y la decisión del presidente Maduro de nombrar a Félix Plasencia como embajador en Bogotá son el primer paso firme para la normalización de las relaciones entre ambos países», indicó en diálogo con la Agencia Sputnik el diputado venezolano Roy Daza, del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

Las tensiones entre Colombia y Venezuela se intensificaron desde el 2018, cuando Maduro fue reelecto.

Algunos países y representantes de la oposición venezolana rechazaron las elecciones arguyendo falta de transparencia, por lo que resolvieron desconocer su mandato para el período 2019-2025.

Casi seis meses más tarde, el opositor Juan Guaidó se autoproclamó presidente interino, en una plaza del este de Caraca ante cientos de seguidores, siendo reconocido por más de 50 países, entre ellos Colombia.

En 2019, tras el intento de la oposición liderada por Guaidó de ingresar desde Colombia una presunta ayuda humanitaria a Venezuela -acción que Caracas calificó de intento de invasión- Maduro tomó la decisión de romper relaciones con Bogotá.

Buena señal

Daza, integrante de la Comisión Permanente de Política Exterior, Soberanía e Integración del parlamento venezolano, celebró la decisión de ambos países de designar a sus embajadores pocos días después de la asunción de Petro como presidente de Colombia.

«Creo que es un buen signo que a muy pocos días del acto de toma de posesión del presidente Petro ya se haya intercambiado esa decisión, y además de que ya se están programando reuniones no solo a nivel del Ejecutivo, sino también a nivel del Legislativo», afirmó.

A juicio del diputado, el panorama entre ambos países es «muy positivo».

«Si nosotros hacemos un cálculo optimista podemos decir que, a través de las decisiones políticas, a través de las decisiones económicas que adopte tanto el presidente Petro como el presidente Maduro, podríamos hablar de un verdadero renacimiento de las relaciones comerciales entre los dos países», enfatizó.

Colombia y Venezuela iniciaron el 7 de agosto un proceso de normalización de relaciones, que incluye en la agenda la apertura gradual de la frontera.

Estos acuerdos se alcanzaron tras un encuentro entre el canciller venezolano Carlos Faría y su par Álvaro Leyva el 28 de julio, en el estado fronterizo Táchira.

Venezuela y Colombia comparten poco más de 2.200 kilómetros de frontera, cerrada desde 2019.

Su reapertura será de gran importancia debido a que la actividad comercial allí impacta de manera directa en la economía de ambos países, apuntó Daza.

Por otra parte, el diputado subrayó que, en esta etapa, Caracas tiene especial interés en una solución del caso de la empresa Monómeros, compañía de responsabilidad limitada destinada a la producción de caprolactama (materia prima del nylon) y de fertilizantes compuestos.

De acuerdo con el Gobierno venezolano, para el 2018 Monómeros producía 860.000 toneladas de fertilizantes, y en el 2019 solo contaba con el 22 por ciento de su capacidad operativa.

Monómeros pasó a ser controlada por la oposición venezolana bajo el auspicio del entonces presidente colombiano Iván Duque (2018-2022), para luego ser declarada en quiebra y acogida por un plan de rescate de Bogotá. (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias