domingo 29, enero 2023
spot_img

Presidente de México agradece apoyo popular al celebrar su cuarto año de Gobierno

Ciudad de México, 28 nov (Sputnik).- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, expresó este lunes su agradecimiento por el respaldo popular recibido en una marcha de cientos de miles de personas que encabezó el domingo para conmemorar el cuarto año de su sexenio.

«Estoy muy contento, feliz, y sobre todo muy agradecido con la gente, porque se volvió a dejar de manifiesto la bondad, la generosidad y la solidaridad de nuestro pueblo», dijo el gobernante en conferencia de prensa.

Los manifestantes llegaron de todo el país, encabezados por los dirigentes de los estados y municipios gobernados por el oficialista Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) y sus aliados.

El mandatario dijo que la participación masiva fue una respuesta al apoyo que el Gobierno ofrece a través de los llamados «programas sociales del bienestar», que son parte de «una fórmula efectiva que no falla».

«No es cierto que el pueblo sea mal agradecido, es una lección para cualquier gobierno en cualquier parte del mundo: antes de ver cómo se ayuda a los de arriba, o a ciertos sectores formadores de opinión pública, hay que voltear a ver y atender al pueblo», subrayó en su reseña de la marcha organizada por el Gobierno.

López Obrador expresó en su discurso dominical que descarta postularse a la reelección en los comicios presidenciales de 2024, y fue acompañado por los tres principales aspirantes de Morena a la candidatura oficialista.

Hacia las elecciones de julio de 2024, el oficialismo decidirá mediante encuestas quien será su aspirante a la presidencia entre tres dirigentes: la jefa de Gobierno de la capital, Claudia Sheinbaum, el canciller Marcelo Ebrard, y el titular de Gobernación, encargado de la política interior, Adán Augusto López.

Cambio de mentalidad y reacciones

López Obrador comentó que lo más destacado del acto en el que definió a su movimiento como un «humanismo mexicano» es el cambio de mentalidad en la gente.

«Lo más importante en este proceso de transformación es el cambio de la mentalidad, porque eso cambia todo; hay veces que hay revoluciones y la gente sigue pensando de la misma manera», prosiguió.

El mandatario definió el proceso de cambio que «está realizando una revolución de las conciencias».

En ese terreno dijo que su movimiento va ganando «la batalla contra el clasismo, el racismo y la discriminación en todas las dimensiones».

Por su parte, Marko Cortés, dirigente nacional del opositor Partido Acción Nacional (PAN centroderecha) pidió al Gobierno que informe del costo de la marcha a las arcas públicas.

«Obligará a salir a las calles a beneficiarios de programas clientelares para evitar sentirse solo ante el rotundo fracaso de su Gobierno», dijo el presidente del PAN previo a la movilización.

Lilly Tellez, aspirante a la candidatura presidencial del PAN prometió que si llega al Ejecutivo federal en las elecciones de 2024 los ciudadanos «no serán extorsionados para rendir pleitesía al poder, ni amenazados con perder programas sociales, salario y empleo».

Por su parte, el senador Emilio Álvarez Icaza, del llamado Grupo Plural de legisladores independientes, calificó el acto del presidente como el mayor acarreo de la historia del país.

«Lo que vimos fue una caricatura de movimiento, sostenido ilegalmente por las arcas públicas y el dinero sucio», dijo el senador que fue secretario ejecutivo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (2012- 2016).

La organización Sociedad Civil México -que organizó hace dos semanas una manifestación de apoyo al Instituto Nacional Electoral y contra una reforma del organismo que promueve el Gobierno-, exhortó al mandatario para que cesen sus expresiones por «dividir al país».

«Las carencias que sufre una mayoría no pueden resolverse con desconfianza entre nosotros, se resuelven con diálogo entre dispares hasta lograr soluciones reales, de eso va la democracia», dice un pronunciamiento emitido el domingo.

Incluso un dirigente de Morena, que este año buscaba la presidencia del partido gobernante, el politólogo Gibrán Ramírez, señaló que la asistencia a la marcha fue una instrucción gubernamental.

«Ir a la marcha fue una instrucción, con el transporte, la alimentación y el hospedaje cubiertos (…). Clasista no es denunciar el acarreo; clasista es ni siquiera intentar convencer o involucrar, no considerar sujetos políticos autónomos y dialogantes a las personas que llevan en los autobuses», dijo en sus redes sociales.

El mandatario celebró finalmente que la manifestación se realizó sin incidentes. (Sputnik)

Más noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias