lunes 15, agosto 2022
spot_img

¿Está Costa Rica ante un Armagedón fiscal?

Buena pregunta, que no deja de estar sobre la mesa hace muchos años, más de una década para quienes nos empapamos de los altibajos de nuestra economía. ¿Qué se puede denominar como Armagedón fiscal? Bien, comencemos por el principio.

Somos una economía tercermundista, que ni siquiera es auto suficiente en materia de producción alimentaria, nos transformamos en productores de postres y vendedores de servicios de hotelería y una especie de catering.

Cambiamos el legendario monocultivo del café, que beneficiaba en forma mediocre a una gran parte de la población, recolectores de café y medianos y pequeños caficultores, mientras a otra pequeña burguesía la favorecía en grado sumo, dándoles la alternativa de comprar, beneficiar y exportar el “grano de oro” a expensas de la indefensión de los medianos y pequeños agricultores.

Esto tuvo una vigencia de más de un siglo, posteriormente se creó un sistema de préstamos adecuados a estos mismos pequeños grupos, para la construcción y manejo de complejos hoteleros y crear otra alternativa de “mono negocio”, donde las grandes mayorías dejaron de recolectar café y se convirtieron en meseros, guías turísticos y afines.

Muchos de los pequeños productores se dedicaron a explotar pequeños restaurantes y cabinas que a la llegada de los grandes trust de las comidas rápidas y de la hostelería más popular, quedaron rezagados a un segundo plano.

La mejor manera de manejar la paz social de esos oligarcas, fue mediante testaferros políticos, la creación de empleados públicos de lujo con todo tipo de gollerías, creación de pensiones multimillonarias contra el artículo 72 de la constitución de la República, para acallar conciencias. Metieron la banca privada por la puerta de la cocina mientras mejoraban de manera exponencial los salarios de los empleados del sistema bancario nacional, era una manera de calmar los ánimos.

Llegó el momento en que la globalización exigía estándares que no podíamos cumplir, con lo cual perdimos poco a poco la independencia como nación, ya no podíamos negociar nada, cuando Abel Pacheco puso a Anabel González y otros a negociar el TLC, empezamos a ver la luz al final del túnel.

Los sindicatos fueron acallados mediante una implementación de las convenciones colectivas, es decir se prolongó el vacilón y todos cantábamos a viva voz “pura vida” y “el país más feliz del mundo”: la mayoría se lo creyó, se tragó el señuelo y la bancarrota asomó francamente con Oscar Arias, cuando se creó el “plan escudo”, que cuál búmeran traería más ruina, quebrando el régimen de IVM para poder sustentar EyM.

Si bien el mundo entero pagaba los platos rotos de Lehman Brothers, aquí los pagábamos con intereses, sumando esto a la ya dañada economía del Estado. Posiblemente el blanqueo de capitales, ha evitado mayor rapidez en la crisis, pero está ahí, a la vuelta de la esquina.

Desde la mitad del gobierno de doña Laura, comenzamos a pagar planilla con deuda, y esto se incrementó durante el gobierno de don Luis Guillermo de forma alarmante, quedando un inmenso hueco fiscal que el presidente utilizó para bajar la fiebre, claro que no había otra, pero él debió haber lanzado las campanas al viento y echar a andar un plan fiscal, incluso si esto significaba la pérdida del PAC en las elecciones del año 2018. No se hizo, eligió ese silencio cómplice con su ministro de Hacienda Helio Fallas.

Hoy, cuando el presidente Alvarado luchó por un plan fiscal con denuedo, tira por la borda el desgaste que esto implicó y continúa con más endeudamiento, ahora el problema es de matemática de primaria: ¿cómo pagaremos esa mega jáquima? Sabemos que los impuestos no serán capaces de sacar las castañas del fuego, entonces sólo quedará la alternativa de una devaluación importante, que es el impuesto de los pobres y el impuesto de los asalariados. A estos dos grandes grupos no les cobija ningún plan escudo personal y pagarían la inmensa deuda interna y externa.

A todo lo dicho, que de paso no es todo el menú, se le suma el inmenso endeudamiento personal vía casa, carro, tarjetas, de las grandes mayorías. Es una verdadera bomba de tiempo, que ni el presidente ni los diputados quieren enfrentar y aceptar, utilizando una serie de medias medidas que no alcanzan para resolver el problema. Es como querer curar un tumor cerebral con un poco de ruibarbo y una curita: imposible.

Hemos hecho de la crisis algo similar al cambio climático, tapar y tapar, creyendo que pasará de lejos, más no es así, tan real es es el cambio climático y su grave impacto en la producción de alimentos, como la crisis fiscal costarricense, están aquí y no se irán solas.

Los partidos tradicionales, PLN y PUSC, se lavan las manos a fin de que el descrédito caiga sobre el PAC de manera única, cosa que sabemos no es así.

El asunto no es así, de hecho llegará ese Armagedón, lo único que no sabemos es cuándo, ni el efecto dominó que arrastrará consigo sobre la empresa privada y sobre los más pobres que son los más indefensos.

(*) Dr. Rogelio Arce Barrantes es Médico

Más noticias

13 COMENTARIOS

  1. Dr : Somos un pais pobre que deseamos con derecho vivir como ricos.Pudieramos vivir mejor mejor si fuéramos mas pragmáticos y menos ideológicos.Teniendo petróleo,gas ,minerales como el oro, no los explotamos por ser protectores del ambiente.Como que fuera poco en nuestro pequeño pais,dedicamos el 26 % del territorio a parques,para pura observación de la naturaleza.Muy lindo ,quien puede estar en contra pero cuanto nos cuestan estas acciones en pesos y centavos ?
    Por el otro lado tiene a políticos y familias enteras,chupando de lo lindo del estado a traves de sueldos,privilegios y las conocidas pensiones de lujo, donde 31 de las 40 mas altas son para exprofesores universitarios.En Costa Rica los grandes socialistas son millonarios a costa del estado.
    La matematica nunca va a dar ! Se quiere vivir como europeo, pero sin explotar lo que Dios nos brindo.
    Vea los impuestos, las cargas sociales, hay que ser un titán para salir adelante como empresario independiente. Es un asunto ideológico,ya nadie quiere tomar riesgos, para que ? si consiguiéndose una buena botella en el estado esta hecho de por vida.
    De nuevo la matematica no da ! Vienen tiempos difíciles.

  2. Claro que es solo cuestión para que las consecuencias de los abusos en el poder político más décadas ser gobernados por los mismos egoístas y calculadores seres causen un triste y peligroso estallido social en Costa Rica. Ya solo es cuestión de poco tiempo.

    • Es duro pensar en que solo nos queda como opción una revolución social en todo su contenido, tirando por la borda el esfuerzo realizado por nuestro próceres en un pasado muy reciente, pero la incapacidad y avarismo de nuestros gobernantes y líderes políticos que han buscado su propio beneficio y el de un pequeño grupo social de poder económico, no nos está dando otra alternativa para poder cambiar el rumbo de esta situación que afecta miles de familias.

  3. El tema esta interesantisimo, pero el articulista es un médico (no por eso le ofrezco mi respeto). Más bien, que el diario El País.cr desgrane la mazorca e invite a otros profesionales (obviamente economistas entre ellos, sociólogos y políticos) a dar sus puntos de vista, ya que toca la billetera de todos y eso a muchos nos preocupa de diferente manera e interés.

    • Estimado D. Federico: El diario digital Nuestro País tiene los espacios a disposición de diversas posiciones ideológicas. Nuestra única censura es con el irrespeto a la legislación penal vigente. Saludos, Carlos Salazar F.

  4. De Luis Paulino Vargas: «No, el déficit fiscal no tiene las terribles consecuencias sobre tasas de interés e inflación que la economía ortodoxa dominante le atribuye. Ese parloteo alarmista ha sido reiteradamente desmentido por la realidad.

    Si, el déficit fiscal no se podría sostener a un nivel relativamente elevado por un tiempo indefinido, porque elevaría la deuda a niveles que eventualmente resulten amenazantes.

    No, recortar el déficit no va a tener los efectos mágicos que alguna gente –incluyendo al presidente Alvarado y su ministra de Hacienda– le atribuyen. Lo único verdadero es que las empresas ni van a recuperar la confianza ni van a incrementar sus inversiones y contrataciones, mientras sus ventas no mejoren y sus ganancias no crezcan.

    Si, el recorte del déficit seguramente dañaría las ventas y las ganancias de las empresas. Simple: ese déficit en último término significa compra de bienes y servicios a empresas privadas. Obviamente, un recorte a la brava del déficit, tendría efectos negativos aún más fuertes.

    Si, hay muchas cosas que reclaman mejora y corrección en el sector público. Pero mutilación no es mejorar, sino su opuesto. Y la mutilación –o sea el recorte a la brava para bajar el déficit– provocará serios estropicios en toda la economía.»

    • Bastante oscuro lo que expone don Rogelio dicho por don Luis Paulino Vargas. Si y no, un discurso totalmente irracional y él se supone que es un académico.
      Normalmente los economistas no hacen buenos pronósticos en ningún país, porque la economía no es una ciencia exacta.

  5. Como que el doctor aunque no sepa nada de economía, está mejor situado que don Luis Paulino Vargas, según lo expuesto por don Rogelio Cedeño. En mi ya larga vida de abuelita, he visto que los economistas en términos generales opinan basados en opiniones de standard and poor, wall street journal y muchos más canales estadounidenses, que normalmente no muestran nuestra realidad. De toda manera sería bueno oír opiniones de Thelmo, Jorge Guardia y el opuesto Henry Mora y Otton Solis. Pero normalmente no se abocan a comentarios de este tipo, porque viven de consejeros financieros de grandes empresas y ellas quieren leer lo que quieren leer, no la realidad popular. Cuando trabajé como profesora de estadística en la Universidad, tuve enormes discusiones con aquellos que denigraban la opinión que no venía de un tecnócrata. No, los tecnócratas usualmente solo tienen un punto de vista.

  6. De nada nos sirve explotar nuestro petróleo, oro, gas natural, etc., si a final de cuentas lo damos en concesión a una empresa extranjera con el cuento de «generación de empleo», lo único que percibiriamos es unos puestos de trabajo con sueldos mediocres, y un poquitillo de impuestos que no alcanzaría para nada, el estado ha comprobado y reafirmado que inútil para administrar un negocio, terminaríamos con otra institución con una planilla impagable y en números rojos.

  7. En este país no existe crisis económica aún, basta con echar un vistazo al derroche estatal y se la han inventado con tal de mantener sus standares, sin embargo la crisis es de índole político-social y coincido se trasladará muy pronto al campo económico y se desatará ciertamente el armagedón gracias al leviatán que se esconde en zapote. Al margen del teatro electoral es más grave el proceso de descostarricensificación estatal catapultado como la lápida de nuestra propia y triste existencia nacional dando paso inexorable a un inevitable Zapotazo.

  8. Muy bien el artículo Doctor Cedeño, recupera, la memoria histórica de los tres primeros lustros del siglo XXI, quizá no pueda decirse que fue preciso en sus comentarios, pero, si en lanzar la alerta, sobre la situación que se avecina, y eso se tiene que valorar.
    Respecto a la situación fiscal, es como la punta del iceberg, de la problemática nacional, el resto está, «debajo del océano».Aunque es largo develar la situación, resumiré, mi opinión: Costa Rica entre en un proceso de cambio, con el mundo,alrededor de segunda mitad decenio de los 70, siglo XX,luego de la crisis del.petróleo(1973), cuya elecacuon de costes supone un desbalance en las economías del primer mundo y pir supuesto su impacto es mayor sobre nuestras
    economías, denominadas emergentes(en realidad deberían llamarse en Emergencia), agregamos la naciente propuesta de Milton Friedman, que rompe con el New Deal y de alguna forma desplaza la teoría Keynesiana de la economía con intervencion estatal como regulador del mercado, a una de libre mercado, donde el Estado es neutro, hoy denominamos a este modelo económico NEOLIBERALISMO. En el decenio de los 80 siglo pasado, Reagan acuña esta frase»» El ESTADO no es la solución, el ESTADO es el problema»; se nota desde ahí una clara intención de «reducir» y desmantelar el Estado.Esto conlleva un ataque sistemático, desde los PAES, CONCENSO DE WASHINGTON, TLC’S, hasta llegar al plan fiscal(Fortalecimiento de las Finanzas Públicas), que en realidad es un plan para acabar con el ESTADO SOCIAL de DERECHO y SERVICIO PÚBLICO, ejemplo en América Latina, y para los que pasamos de los 60 años, podemos testimoniar la importancia de la Banca Nacionalizada en el desarrollo agrícola, el apoyo a la mediana industria, y hadta la grande, con intereses manejables(6% pequeño
    agricultor, 8% pequeña y.mediana industria, 12%, crédito personal, 16% grandes industrias y sector financiero, porcentajes anuales.), El CNP era el gran centro de acopio de los agricultores pequeños y medianos y mos estancos suplian la demanda de los granos básicos y gran parte de la canasta básica alimentaria. Además la Universidad de Costa Rica, La CCSS, las garantías Sociales, el ICE, dan muestras fe una Costa Rica, que gozaba de instituciones de grandes inversiones sociables, que destacan en el contexto latinoamericano.
    Las deficiencias del Estado inician con los brotes de corrupción en los 70, el clientelismo político, (el Estado como gran empleador y apoyo para el pago de prebendas político—electoreras, puestos a ineptos y gollerias de este tipo, prestamis blandos en la Banca), esa fue la historia del reparto de los puestos en el gobierno, que generó las pensiones de lujo, que en realidad vienen de los diputados que se aprobaron una ley para que cada año se incrementará en un 30%, su pensión, es decir, duplicada cada 3 AÑOS(en lo de las Universidades no me meto porque me parece que aportan casi el doble del resto que está en IVM).
    El problema va por aquí en su fondo económico;recordemos la inserción en la economía mundial del capital financiero, que para el 2011, aparece respecto al capital productivo en una relación 10 a 1, en favir del primero(Datos R.Muraro, citada por L.Boff), esto genera un desbalance en dicho capital productivo, que arremete contra dicho sector, las consecuencias estan a la vista. Además esto genera un movimiento económico que apuesta por la especulación, ante la ausencia de un ente regulador.
    Otro aspecto importante es ponerle límites a la EVASION, ELUSION Y FRAUDE COMERCIAL Y LOS PARAÍSOS FISCALES.
    En un informe de Hacienda 2013, para el presupuesto del gobierno 2014, se realiza un ejercicio importante con.proyección para el 2018. veamos:
    Cita el estudio que de la posible recaudación esperada en IVA,(impuestos sobre las ventas e IRD, impuestos de renta directos) que era del 61%,(33%IVA, 28% IDR solo se recauda el 19%), el resultado arroja un 42% evadidos o ekydidis i defraudados, y vata coincidencia, ese es el mIsmo porcentaje que se necesita pedir en préstamos endeuda para cubrir ek faktante presupuestario, dónde está el problema?
    (El ministro de Hacienda Don Edgar Ayales, q.d.D.g, el especialista Dr.Muñoz).
    La CEPAL ha venido insistiendo en el problema de la evasión, elusión, fraude fiscal y el freno a los paraísos fiscales, desde hace años incluso ha llamado a una integracion regionak para combatirla y ha pedido a organizaciones sociales, academicosvy Universidadez, y los gobiernos por supuesto que se unan, también esta planteada la AGENDA 2030, con sus 17 objetivos.
    Saludos…

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias