lunes 27, mayo 2024
spot_img

Blinken vuelve a China

Washington, 24 abr (Prensa Latina) El jefe de la diplomacia estadounidense, Antony Blinken, viajará hoy a China para dar continuidad a conversaciones de alto nivel en medio de la persistente sombra de tensiones.

Blinken -que permanecerá hasta el viernes en la nación asiática- puso la brújula rumbo a Beijing en momentos en que el Congreso de Estados Unidos aprobó un proyecto de ley que incluye ayuda a Taiwán, un punto de fricción entre ambas partes.

El paquete, que pasó el sábado en la Cámara de Representantes y anoche en el el Senado- está valorado en 95 mil millones de dólares: 60 mil 840 millones de dólares para Ucrania; 26 mil millones para Israel, así como unos ocho mil millones para Taiwán y aliados en el Indo-Pacífico.

Blinken se reunirá con altos funcionarios chinos en Shanghai y Beijing, la capital, “para discutir una variedad de cuestiones bilaterales, regionales y globales”, incluida la crisis en el Medio Oriente, el conflicto Rusia-Ucrania, las cuestiones relacionadas con el estrecho y el mar de China Meridional, dijo un comunicado de prensa del Departamento de Estado.

También está entre los objetivos en la agenda evaluar los compromisos asumidos por los presidentes Joe Biden y Xi Jinping en la Cumbre de Woodside, California, en noviembre del pasado año en áreas como la cooperación antinarcóticos, la comunicación militar, la inteligencia artificial y el fortalecimiento de los lazos entre pueblos.

El texto subrayó que Blinken “reiterará la importancia de que Estados Unidos y la República Popular China gestionen responsablemente la competencia, incluso en áreas en las que nuestros dos países no están de acuerdo”. Las contrapartes chinas sostienen la necesidad de implementar de forma práctica los consensos alcanzados en noviembre y coinciden en la importancia de mantener el diálogo para resolver el diferendo.

Este viaje de Blinken sigue a la conversación telefónica que sostuvieron Biden y Xi a inicios de abril, y a la reciente visita de la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, quien advirtió que un desacoplamiento entre las dos potencias traería consecuencias desastrosas para las economías del mundo.

Los nexos Washington-Beijing son complejos, en muchos casos tensos y en la cuerda floja. Uno de los temas que aportan tirantez es Taiwán.

China protestó a finales de febrero por otra venta de armamento de Estados Unidos a Taiwán, lo que, inevitablemente aumenta las tensiones entre las partes.

Actualmente 183 países, incluido Estados Unidos, respaldan el principio de Una Sola China (todo el territorio nacional con esa región insular es parte de una misma nación con su gobierno central en Beijing). Sin embargo, las posturas de Washington contradicen en ocasiones esa letra.

El gigante asiático aboga por el respeto y ha reiterado a Estados Unidos el llamado a ser socios en vez de adversarios.

Noticias de Interés

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias