martes 20, febrero 2024
spot_img

El Ejército de Colombia investiga amenazas de militares a población rural

Bogotá, 13 Sep. (EUROPA PRESS) – El Ejército de Colombia ha informado de que ha abierto una investigación ante un posible caso de amenazas e intimidaciones por parte de militares contra población civil en la zona rural de El Manso, en el departamento de Córdoba, ubicada en el norte del país.

Las autoridades tuvieron conocimiento de la posible infracción a través de un vídeo que circula en redes sociales. «Tan pronto es recibida la información, se ordenó el desplazamiento de una unidad militar para brindar seguridad a los habitantes», reza un comunicado.

Tras enviar a un destacamento a la zona, el Ejército ha determinado que los infractores podrían ser soldados del 33 Batallón de Infantería, que estarían «inmersos en un posible acto de violencia contra la población civil y sujetos a especial protección constitucional».

«Inmediatamente se conoció la información, se desplazó una comisión inspectora, y ya se encuentra en el lugar de los hechos verificando los procesos y procedimientos efectuados por parte de la unidad militar», ha destacado el Ejército colombiano.

Finalmente, el Ejército ha denunciado los hechos y han incidido en que este comportamiento «no representa los principios y valores enseñados en las escuelas de formación», donde se insiste en el «respeto absoluto por los Derechos Humanos».

Por su parte, la Fiscalía del país sudamericano ha informado en su perfil oficial de la red social X –antes conocida como Twitter– de que ha enviado a la zona un equipo conformado por fiscales e investigadores de la Dirección Nacional de Derechos Humanos.

En respuesta a la noticia, el jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas colombianas, el general Helder Giraldo Bonilla, ha informado de que el comandante del Ejército, el general Luis Ospina, ha viajado hasta el lugar de los supuestos acontecimientos.

«De ser ciertos estos presuntos hechos, lógicamente que actuaremos con todo el peso de la ley, se tomarán todas las medidas tanto disciplinarias como penales en el nivel que corresponda», ha manifestado Bonilla, quien ha asegurado que esta es «una conducta aislada» cometida en todo caso por un «comandante descriteriado».

El ministro de Defensa, Iván Velásquez, ha advertido de que estos hechos son «de suma gravedad» y requieren medidas «drásticas». «Ninguna tolerancia con comportamientos que no solo afectan a las comunidades, sino a las propias Fuerzas Militares», ha dicho.

En respuesta, el presidente del partido Comunes, el exguerillero Rodrigo Londoño, ha lamentado de que «la doctrina militar del enemigo interno sigue enraizada en el corazón de las Fuerzas Militares, llevando a soldados a actuar contra la población civil».

Noticias de Interés

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias