viernes 19, abril 2024
spot_img

Combate a la pesca ilegal en México es deficiente, denuncian ecologistas

Ciudad de México, 2 abr (Sputnik).- El combate a la pesca ilegal en México es deficiente, y las acciones de inspección y vigilancia disminuyeron drásticamente en la actual administración, que termina este año 2024, denunció este martes Oceana, organización dedicada a la protección de los océanos.

«El Estado mexicano no combate a la pesca ilegal y en el último sexenio redujo significativamente el personal, los recorridos de inspección y vigilancia, así como las incautaciones y personas detenidas por esta actividad», indica un estudio estadístico de la organización ambientalista.

La Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca) reconoce que «la pesca ilegal representa 40 por ciento de la captura de producto pesquero, pero Oceana identificó que sus acciones para combatirla atienden menos del 1 por ciento del problema».

El estudio revela que, aproximadamente, el 22 por ciento de la pesca en el país norteamericano con costas frente al Pacífico, el Atlántico y el Caribe «se lava», es decir, entra al mercado legal pero su captura sucedió en alguna supuesta ilegalidad.

Conapesca decomisa menos del 0,2 por ciento de producto pesquero capturado en forma ilegal, detallan las conclusiones de la investigación.

La organización presentó su reporte denominado «Pesca ilegal en México: Soluciones desde la Política Pesquera», en el cual compara dos periodos: el primero de 2009-2014, cuando la Auditoría Superior de la Federación (del Poder Legislativo) evaluó la política pesquera; y el segundo dentro de la actual administración de 2018-2023.

De este análisis, Oceana revela que «las retenciones de producto pesquero por pesca ilegal cayeron 75 por ciento y las personas detenidas por esta actividad disminuyeron 95 por ciento», en la actual administración federal.

Opinión de ambientalistas

Renata Terrazas, directora ejecutiva de Oceana en México, señala en las conclusiones del estudio que «la pesca ilegal es el mayor problema que enfrentan los mares y pescadores mexicanos».

Sin embargo, las acciones de la Conapesca son insuficientes: «no hay una política pesquera de combate a la pesca ilegal y esto deja en un estado de indefensión a los pescadores del país», dice la experta.

La especialista estima que no existe una estrategia de combate a la pesca ilegal, porque el enfoque sigue siendo «punitivo e ineficiente», dado que tener más sanciones no es la solución, porque la ley no se aplica.

«La alternativa está en focalizar esfuerzos en lo que los propios pescadores han señalado como el problema más grande: la pesca en veda y en zonas protegidas», recomienda Terrazas.

La organización analizó los avisos de arribo de 10 pesquerías de 2000 a 2022 y encontró las siguientes irregularidades: en algunos casos se reportaron las especies que estaban en periodo de veda, fuera de su zona de distribución natural; no contaban con permiso para su captura comercial; ni se identificaron como pesca incidental o se usaron artes de pesca no autorizados, entre otras.

La responsable de la organización internacional en el país norteamericano señala que «el contexto actual de impunidad permite que producto ilegal entre al mercado legal, afectando a los pescadores que siguen las reglas. Hace falta combatir la pesca ilegal en toda la cadena de valor del pescado.»

Oceana propone soluciones desde la política pesquera para atender este grave problema y destaca que lo principal es crear una verdadera política pública de combate a la pesca ilegal, que permita focalizar esfuerzos, coordinar a las autoridades involucradas y elimine la impunidad.

Por su parte, Nancy Gocher, directora de Campañas e Incidencia de Oceana en la filial mexicana, dijo que la próxima administración federal tiene la oportunidad de dar solución a esta problemática que daña a los mares y a la gente.

«Hacemos un llamado a quienes aspiran a ocupar la Presidencia de la República a incorporar desde ahora la urgente necesidad de contar con una política pesquera que combata la pesca ilegal, garantizando la participación del sector pesquero, la transparencia y la rendición de cuentas», puntualizó Gocher.

Los estados costeros de la federación mexicana poseen en total 7.828 kilómetros de acceso al océano Pacífico y al Golfo de California.

La franja costera la completan entidades del Golfo de México y el Caribe, que comparten 3.294 kilómetros, para un total de la línea de costa frente al mar de más de 11.000 kilómetros de longitud en todo el país. (Sputnik)

Noticias de Interés

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias